10 años del Opportunity en Marte

ComponentesWorkspace

Toda una década cumpliendo una misión que inicialmente estaba programada únicamente para unos cuantos meses. Es el tiempo que se ha cumplido desde que el 7 de julio de 2003 la NASA envió hacia nuestro vecino más próximo entre los planetas del Sistema Solar la sonda Opportunity. Llegó allí en 2004 y desde entonces ha permitido ampliar nuestra visión y nuestro conocimiento del Planeta Rojo.

Uno de los grandes hitos en la Historia de l exploración espacial se lo debemos a este obstinado robot, junto con Número 5 (protagonista de la película “Cortocircuito”), innegable inspiración para el entrañable Wall-e: confirmó la presencia de agua en Marte en el pasado al haber podido constatar la presencia de formaciones de arcilla imposibles de haberse generado sin presencia de ese elemento.

Esta década de trabajo sin descanso le ha pasado factura y de ahí la presencia de algunos achaques como los diversos aparatos científicos de medición que han dejado de funcionar o los irremediables fallos de su rueda delantera derecha que merman su capacidad de movimiento por las arenas marcianas. Estas arenas, por cierto, son las que hacen peligrar el funcionamiento del vehículo puesto que su fuente de energía procede de sus placas solares, que periódicamente van quedando cubiertas por el polvo aunque también ocasionalmente los mismos vientos contribuyen a limpiar dichas placas permitiendo que el sol continúe alimentando al Opportunity.

En relación con la vida útil del rover, las previsiones más optimistas fueron pulverizadas. Se pensaba que pasarían como mucho seis u ocho meses hasta que el Opportunity comenzase a presentar fallos que impidiesen su adecuado funcionamiento y que a lo largo de ese periodo de tiempo recorriese unos 600 metros por la superficie marciana… se quedaron muy cortos. Continúa funcionando diez años después y lo que es más importante, ha recorrido 37 kilómetros, casi un maratón cuando se pensaba que no pasaría de la distancia de una prueba de velocidad.

Este último mes esta siendo un cúmulo de celebraciones para esta misión puesto que el día 21 de junio era su quinto “cumpleaños marciano” (un año marciano son 668 días terrestres) y además poco después cumplía el kilómetro número 37 de su deambular marciano. Ahora queda seguir esperando que continúe esta vida extendida más allá del “periodo de garantía” y agradecer los hallazgos y descubrimientos que continúa efectuando.

NASA

NASA

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor