2018 será un buen año para el mercado de semiconductores

AlmacenamientoCloudDatos y AlmacenamientoPCServidoresWorkspace

La analista Gartner estima un crecimiento del 7,5% en la venta de semiconductores gracias a una mayor demanda de memorias DRAM y NAND flash, que se encarecerán.

El año que acaba de comenzar será positivo para la industria de semiconductores. Según cálculos de la analista Gartner, a nivel  mundial se generará un volumen de negocio de 451.000 millones de dólares, lo que supondrá un incremento del 7,5% con respecto a 2017. Además estas previsiones se han ajustado considerablemente con respecto al anterior cálculo, que fue del 4%, según sus responsables.

Son buenas cifras, pero visiblemente inferiores a los resultados cosechados el año pasado, donde el mercado de semiconductores creció más de un 22% con respecto a 2016.

El segmento responsable de este crecimiento será el de las memorias, principalmente DRAM y NAND flash. Habrá una mayor demanda y además se incrementarán sus precios de fabricación, lo que por otro lado meterá presión a los distribuidores y vendedores al tener que ajustar sus márgenes y ser más competitivos. Esto ocurrirá en los mercados de smartphones, PC y servidores.

Sacando el segmento de memorias de esta ecuación, el resto de semiconductores experimentará (siempre según estimaciones de la consultora) un crecimiento del 4,6% durante 2018, inferior al 9,4% producido el año anterior.

Por otra parte, Gartner también ha hecho referencia en su comunicado de prensa a las vulnerabilidades encontradas a comienzos de año en diversos chips y que les ha obligado a lanzar parches de seguridad que reducen el rendimiento de estos importantes componentes.

Según especifican, “a pesar de que esta vulnerabilidad se encuentra tanto en dispositivos personales como en servidores de centros de datos, es poco probable que se pueda explotar. A corto plazo se producirá una mayor demanda de chips de última generación y alta gama que no tengan esa vulnerabilidad”. A largo plazo, todas las microarquitecturas se redefinirán para eliminarla de su diseño, lo que limitará su impacto, añaden.