5 consejos para introducirse en la virtualización

ProyectosSoftware

Una de las tareas más duras a la hora de migrar a un entorno virtualizado es la planificación. Afortunadamente, en los entornos más sencillos sólo necesitaremos pensar en unos pocos puntos antes de comenzar.

Como la demanda de virtualización entre los directores de TI y ejecutivos de nivel C no hecho más que crecer, hemos pensado que sería útil ofrecer algunos de los puntos clave a la hora de implementar la virtualización en los servidores corporativos. Los cinco consejos que os presentamos están diseñados para ayudar a las empresas a determinar si la opción de virtualizar servidores es adecuada para ellos, y cómo deben prepararse para asegurarse el éxito tras la implementación.

Consejo 1: Hacer un estudio profundo sobre la virtualización

Antes aplicar la virtualización, los directores y ejecutivos de TI deben de evaluar si la tecnología proporcionará un razonable retorno de la inversión. Lo primero que tienen que hacer es estudiar cómo están utilizando actualmente los servidores, y contestarse a las siguientes cuatro preguntas:

1. ¿Tenemos aplicaciones similares ejecutándose en servidores diferentes?

2. ¿Tenemos suficientes servidores como para deber o tener que consolidarlos? ¿El número de aplicaciones sigue creciendo, y la capacidad requerida por estas aplicaciones continua aumentado?

3. ¿Se espera que aumente el número de servidores a comprar cada año? ¿Y si es así, cuánto?

4. ¿Esta la compañía planeando abordar otras implementaciones tecnologías de cierto calado y, si es así, como encajan éstas en un posible entorno virtualizado?

En resumen, el departamento de TI tiene que hacer un profundo estudio, y justificar la inversión en virtualización para asegurarse el respaldo de la Dirección. Para ayudar a realizar una evaluación rápida, varios desarrolladores ofrecen sus propias calculadoras de ROI (Return On Investment).

Autor:
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor