5 consejos para animar las ventas online en pleno verano

eCommerceMarketing

Julio y agosto son meses puramente vacacionales, pero eso no significa que tu negocio se pueda relajar. ¿Cómo debe afrontar un eCommerce el verano?

El sol, la playa, los helados, el relax y la desconexión acompañarán durante las próximas semanas a millones de personas, que se merecen un descanso tras meses de trabajo. Algunas ya están disfrutando de sus vacaciones veraniegas. Y otras las tienen marcadas en el calendario. Julio y agosto son meses de vacaciones por excelencia y eso tiene sus repercusiones en los negocios, para mejor o para peor dependiendo del sector. Quienes tengan un eCommerce, por ejemplo, deberán revisar su estrategia comercial. Según advierte la española Vector ITC Group en base a datos de SumAll, las ventas online descienden hasta un 30 % durante el periodo veraniego. Así que si vendes por internet, te conviene repensar la forma de acercarte a los clientes para evitar una pérdida de volumen de negocio demasiado cruel, como consecuencia del periodo vacacional.

Esto empieza por la imagen. Toda tienda necesita un diseño “acomodado a lógica de usuario, intuitivo, reconocible, seguro”, enumera Aldara Sánchez, responsable técnica de UX en Vector ITC Group. Los comercios electrónicos requieren de elementos de navegación orientados a la venta, de una correcta jerarquización de los contenidos y de adaptación a las prioridades informativas. “Lo más importante”, determina Sánchez, “es mantener informado al usuario, mostrando los canales de contacto y permitiendo puntos de fuga que ayuden y no frustren la compra”. Por ahí se empieza. Pero a la hora de impulsar las transacciones, hay mucho más a tener en cuenta, como los precios o la optimización para buscadores. En concreto, los expertos recomiendan impulsar las ventas de la siguiente manera:

1. Empieza por el SEO. O, como dice Vector ITC Group, cuida la “optimización del motor de búsqueda”. Para lograr ventas, y que éstas crezcan, primero hay que hacerse visible. En internet esto pasa por auparse a los primeros puestos de las páginas de resultados que ofrecen los diferentes motores de búsqueda. Y por saber cómo navegan los internautas. “Generalmente existen dos modelos de usuarios a la hora de navegar: el que sabe lo que quiere”, “utiliza la navegación clásica y saca partido a la segmentación de los productos” y, por otro lado, “el que indaga en las búsquedas. A este usuario hay que darle, especialmente en esta época del año, un trato muy delicado”, según los profesionales. Es importante cumplir las pautas de los buscadores, con una redacción cuidada de los textos, el uso de palabras clave, seguridad de conexión y una velocidad de carga lo más rápida posible, entre otras cosas. Una idea a tener en cuenta es la implementación de un buscador predictivo a nivel interno que haga sugerencias y explote las categorías de productos.

2. Continúa por el SEM. Además de aplicarse a nivel de SEO (Search Engine Optimization u optimización para los motores de búsqueda), los negocios con tienda online deberían poner en práctica el SEM (Search Engine Marketing o marketing en buscadores web). Es decir, deberían publicitarse. Esto lo puedes conseguir básicamente a través del pago por clic y el despliegue de “campañas de SEM con Adwords y Display”, que a cambio de la debida inversión colocarán los anuncios sobre tu web en zonas visibles del buscador, que al fin y al cabo es a donde recurrirán los consumidores que quieren comprar algo pero no saben exactamente dónde. También está la parte de la personalización de contenido y las relaciones con antiguos clientes o pasados visitantes. “En Display, por ejemplo, el remarketing en RRSS es el arma ideal para recordarle al usuario un producto por el que se interesó hace tiempo”, comenta la responsable técnica de UX Aldara Sánchez. Y así convertir la venta en realidad. Mejor hacerlo en verano que nunca.

3. Piensa en móvil. Para que la planificación de las búsquedas, y la estrategia del diseño de la tienda online en sí, tengan sentido, es imprescindible pensar en el móvil. No sólo porque cada vez haya más usuarios de dispositivos como smartphones y tabletas alrededor del mundo y porque el negocio online sea internacional, sino porque los usuarios que estén veraneando durante estas fechas se conectarán a tu tienda principalmente desde el móvil. “Es en el smartphone donde se pueden ver, comparar y comprar los productos desde cualquier lugar, como la playa, y potenciar su venta”, recalca Vector ITC Group, que llama a prestar atención a “las búsquedas mobile y a “incluir determinados promociones u ofertas segmentadas por público objetivo”. Con ayuda del móvil es posible llamar la atención del usuario en cualquier momento, sin importar el lugar en el que esté, aprovechando las notificaciones push de productos que el comerciante sabe que son de su interés y que han sido rebajados o que vuelven a estar en stock. Otro truco para animar las ventas pasa por promocionar productos relacionados.

4. Cambia el catálogo… ¿y la tienda? Una vez atrapada la atención del usuario, principalmente del usuario móvil, mediante un buen posicionamiento a través de las búsquedas, todavía queda trabajo por hacer. Por un lado, puedes aprovechar el carácter especial del verano para acometer la “adaptación del contenido y creación de nuevo catálogo” para tu tienda. No luches contra el verano, únete a él. Usa el gancho de la temporada estival. Haz promociones. Lanza servicios especiales. Crea campañas temáticas. Destaca productos para el consumo veraniego. Éste “es el momento de sacar al escaparate esos productos que sabemos se consumen más en esta temporada”, resume Aldara Sánchez. Por otra parte, podrías “ofrecer un look&feel diferente en tu tienda online” con la llegada del verano. Si su imagen peca de descuidada, perderás ventas porque no transmitirás confianza, así que nunca está de más plantearse una renovación. No sólo de contenidos sino también de imagen por completo. Dale frescura a la carcasa de la web de cara al verano, para que combine con tu nuevo catálogo, o vete más allá y usa esta oportunidad para mejorar tu marca, corregir errores y reinventarte también para el resto del año.

5. Lanza promociones. El último punto básico para fomentar las ventas consiste en “analizar los precios y las promociones”. Uno de los alicientes que tienen los clientes para comprar algo, además de la pertinencia, la calidad o los plazos de entrega, es el coste final. Muchas personas recurren a internet para comparar precios y encontrar la mejor oferta, y eso es algo que debes tener presente. Vigila lo que hace tu competencia y no pierdas el tren de las típicas rebajas de verano, ajustando el precio de tus productos con tiempo. Cuanto más tardes, más ventas perderás, porque la gente se irá a los eCommerce rivales. Entre las tácticas vinculadas a los precios que están a tu alcance se encuentran los packs de productos y regalos tipo “paquetes de hotel + alquiler de coche, llévate el conjunto de vestido y zapatos” o “por la compra de un bañador llévate de regalo una crema solar”, por ejemplo. “Es esencial que en los meses estivales no nos relajemos. Debemos adaptarnos a los nuevos hábitos de los usuarios para sacarle el máximo partido a nuestro sitio web”, concluye la responsable técnica de UX de Vector ITC Group.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor