Alternativa más “rudimentaria” al OLPC

PCWorkspace

Este proyecto no está dirigido por los grandes magnates de las compañías lideres del sector tecnológico, ni se produce a gran escala, pero cumple su función a la perfección.

Fantsuam Foundation, es la ONG que se encarga de fabricar estos PCs, su aspecto es bastante mas rudimentario que el del flamante OLPC. Pero sirve además para fomentar la economía de la zona ya que son ensamblados allí mismo, y luego se “venden” a través de microcréditos a pequeñas comunidades.

Un responsable de dicha ONG cuenta como antes se dedicaban a distribuir los típicos ordenadores que ya no nos sirven para jugar al Oblivion, F.E.A.R, Prey o cualquier otro. El problema era que se estropeaban rápidamente debido a las condiciones de polvo y calor extremo.

Para solucionar este problema crearon el Solo Computer, gracias al apoyo de una empresa británica -Exp LAN- que según el responsable del proyecto “No nos hace pagar nada por el desarrollo del Solo y tenemos acceso a tecnologías que permitirán mejorar continuamente el ordenador”.

La construcción del portátil es cuando menos curiosa, lo compone una pantalla LCD, encastrada en un marco fabricado con madera de la zona, un disco duro de estado sólido y nada de lectores CD/DVD -menos partes mecánicas, menos consumo-, el conjunto en total consume la sorprendente cifra de 8,5 vatios, casi lo mismo que un quad core con SLI/CROSSFIRE y fuente de alimentación de 1000 vatios, que se estilan por aquí…

20070906elpcibtec_4.jpg

Este escaso consumo de potencia le permite funcionar con una también rudimentaria placa fotovoltáica que además aprovecha para cargar la batería para los momentos nublados, que no son muchos por aquella zona.

El precio del portátil no son los “100 dólares” del OLPC, ni los 200 del Eee PC de ASUS que ya mismo se pondrá a la venta, y del que ya tiene prevista una segunda generación para abril de 2008, y esperan rivalice directamente con el OLPC, ni siquiera tampoco está al nivel de aquel portátil de 150 dólares con linux, que al parecer era un estafa… su precio es mucho mayor 1.200 dólares, es lo que tiene no tener a tan grandes empresas detrás de este proyecto, y tener que pagar los costes íntegramente.

Eso sí, este dinero lamentablemente no servirá para que las grandes compañías subvencionen sus proyectos ya que aquí el dinero irá a parar a los propios “empresarios” de la zona que lo ensamblan y para costear los gastos de producción y distribución del mismo.

vINQulos
El País

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor