Amazon Web Services: “Al reducir el coste del riesgo, aumentamos la capacidad de innovar para un CIO”

Cloud

Entrevista con Carlos Conde, evangelista de Amazon Web Services, sobre temas como las ventajas que ofrecen servicios de cloud computing y su adopción actual en empresas españolas.

No hay forma de poder negarlo. La nube está avanzando en el mercado tecnológico y convenciendo a empresas de todo tipo, que se suben a su propuesta por motivaciones de almacenamiento y de seguridad, por ejemplo. Pero también de flexibilidad. Así se lo ha detallado Carlos Conde, evangelista de Amazon Web Services, a nuestra compañera y redactora jefa de ChannelBiz, Rosalía Arroyo. “La razón número uno por la que la mayoría de los clientes utilizan AWS es”, dice Conde, “el hecho de poder en algunos minutos tener la capacidad que necesiten”. Aunque también hay que tener en cuenta motivaciones como “el hecho de que los precios son públicos” y el propio coste por giga.

Entrevista a Carlos Conde, evangelista de Amazon Web Services

En el caso particular de Amazon Web Services, se han reducido “los precios 48 veces desde el lanzamiento de la plataforma en 2006”, recuerda Conde, en parte por la propia “lógica de Amazon” y su “business model de retail” que le lleva a apostar por “unos márgenes muy muy bajos con un volumen muy muy alto”. De este modo, señala nuestro entrevistado sobre la posibilidad de seguir abaratando, “cada vez que vamos a conseguir añadir capacidad, crear nuevas regiones, crear nuevos servicios, tener más innovaciones internas” para “hacer economías de escala, lo vamos a pasar a nuestros clientes”. O dicho de otro modo, “si sigue habiendo innovación, sigue habiendo margen para reducir los costes”.

La facilidad de contratación, junto al precio final, es clave en tanto que “permite reducir de forma muy importante el riesgo en proyectos IT”, destaca este representante de Amazon. “Antes de utilizar plataformas como Amazon Web Services, muchos proyectos han sido matados porque no era fácil para el CIO demostrar el rendimiento de ese proyecto. Y ahora Amazon Web Services reduce el riesgo, de modo que al reducir el coste del riesgo aumenta la capacidad de innovar para un CIO”, contrasta Conde. Al final el usuario “puede hacer diferentes pruebas en muchos proyectos sin asumir un riesgo financiero importante”.

Carlos Conde explica que “el modelo de negocio de AWS es el de ser proveedor de componentes de infraestructura en modelo de pago por uso”. A esto hay que añadir el papel de los socios a la hora de “ayudar a los clientes finales, de crear aplicaciones sobre Amazon Web Services” con las herramientas que proporcina el gigante de Seattle. Unos clientes que, en España, carecen de perfil tipo. “Hoy tenemos grandes empresas como Mapfre, por ejemplo, que están utilizando Amazon Web Services para simulaciones de riesgos. Y, al otro extremo”, explica Conde, aparecen “startups como Social Point” y sus juegos online. “Y entre los dos tienes todo un ecosistema de pymes o de empresas medianas que lo utilizan por muchísimas cosas”, sigue enumerando, “desde aplicaciones críticas hasta entornos de desarrollo, aplicaciones de disaster recovery, almacenamiento de datos” y demás.

“Lo que vemos mucho con empresas es una necesidad de innovar. Y vemos empresas que empiezan a utilizar Amazon Web Services como entornos de test y desarrollo”, relata este evangelista de AWS. Lo que sucede es que, muchas veces, dichos entornos “van a producción”. Aunque al mismo tiempo también “hay empresas que empiezan directamente sobre AWS con aplicaciones móviles” o de “análisis de datos”. Junto a un fenómeno tan presente como el de la movilidad, otro que estaría “teniendo un impacto importante” en la nube es el Internet de las Cosas, “porque los servicios que proponemos y las funcionalidades que proponemos están influidas de forma muy fuerte por lo que necesitan nuestros clientes. O sea que la roadmap de AWS está dictada por nuestros clientes”, asegura Conde.

A la hora de hablar de cuestiones de futuro, Amazon se plantería “si es necesario abrir una región” en nuestro país, extendiendo la cobertura que plantean los complejos de centros de datos que ya se han levantado en Europa a través de Irlanda y Alemania, en caso de detectarse una demanda y de que continúe “creciendo” como hasta ahora “la parte de negocio que tenemos en España”. Un negocio que a día de hoy se estaría incrementado y “mucho”. ¿Y qué pasa con los resultados financieros? ¿Se esperan sorpresas ahora que Amazon Web Services será incluida explícitamente en los resultados trimestrales? “Hay que esperar a finales de abril para tener los detalles”, responde Carlos Conde.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor