Antitrust: la Comisión Europea podría demandar a Intel

AlmacenamientoDatos y Almacenamiento

Tras seis años de investigación, el fabricante podría ser demandado por la
Comisión Europea por prácticas anti-competencia.

Los expertos antitrust de la
Comisión Europea han solicitado
nuevamente al comisario de la Competencia la autorización para redactar una
diligencia oficial contra Intel,
según ha declarado una fuente próxima al caso a la agencia
Reuters.

Al igual que ocurre con
Microsoft, la Comisión pretende
conocer si Intel ha aprovechado su posición dominante en el mercado para frenar
el desarrollo de la competencia, más concretamente de
AMD.

En su edición del miércoles, el rotativo norteamericano
Wall Street Journal afirmaba
también que los expertos antitrust de la
Unión Europea habían recomendado el
inicio de diligencias contra Intel. De ser cierto, el comisario europeo de la
Competencia, Neelie Kroes, deberá decidir si la Comisión se implicará en este
informe o si lo abandonará, precisó la misma fuente en Bruselas.

Si Kroes da luz verde, su equipo podrá redactar una nueva comunicación de
quejas, documento que estipulará oficialmente las diligencias y que podría
tardar semanas o, más probablemente, meses.

Antecedentes

La Comisión Europea investiga desde hace seis años para determinar si Intel
ha actuado de manera desleal para mantener su ventaja sobre su principal
competidor, Advanced Micro Devices (AMD). En el momento de los hechos, la cuota
de mercado del gigante de semi-conductores era del 80% de los procesadores.

Supuestamente, Intel podría haber rechazado programas financieros de
motivación e incentivos para los vendedores de PCs que indicasen la presencia de
componentes AMD en sus productos. Asimismo podría haber propuesto comisiones a
los fabricantes de ordenadores para contener la cuota de mercado mundial de AMD.

Este último, por su parte, afirma que incluso si su cuota de mercado ha
aumentado, Intel ha actuado de manera desleal, lo que la compañía desmiente
enérgicamente. ?Utilizar ilegalmente su posición en el mercado para limitar la
innovación, y lo que es más importante, restringir la libertad de elección de
los consumidores no puede ser tolerado?, declaró Thomas McCoy, vicepresidente
ejecutivo de AMD y encargado de los asuntos jurídicos.

El contraataque no se ha hecho esperar: Intel estima que las dificultades de
AMD en el mercado son el resultado de errores estratégicos y de inversiones muy
débiles.

El pasado mes de julio, responsables de los servicios europeos de la
Competencia junto con responsables de autoridades nacionales antitrust, llevaron
a cabo inspecciones en varias sedes de Intel en Europa, así como en otras
compañías informáticas que fabrican o venden ordenadores.

Finalmente, hay que recordar que este asunto no concierne únicamente a
Europa, sino que AMD también ha presentado una demanda similar ante la justicia
americana, en Japón y en Corea del Sur.

Fuente
original

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor