¿Apostará Alemania por mantener el tráfico de Internet local en el interior del país?

Empresas

El escándalo de los espionajes de EE.UU ha despertado la posibilidad de algunos cambios en la búsqueda de unas comunicaciones seguras.

A raíz de las nuevas informaciones que se han revelado acerca del espionaje de la Agencia de Seguridad Nacional de EE.UU (NSA) a la canciller Angela Merkel, en Alemania empieza a hablarse de un cambio de escenario para las comunicaciones en el país.

La operadora Deutsche Telekom, cuyo 32% es propiedad del gobierno, busca la cooperación de las empresas de comunicación alemanas para mantener el tráfico de Internet en el interior de Alemania y protegerlo de los servicios de inteligencia extranjeros.

Básicamente, la iniciativa alteraría cómo funciona Internet hoy en día.

Los servicios online no están construidos de acuerdo a las fronteras, sino sobre la base de factores como la disponibilidad de energía barata y las redes de banda ancha de alta velocidad para promover la eficiencia y la transparencia de la web.

Deutsche Telekom necesitaría firmar acuerdos de conexión con operadores adicionales para construir una ruta nacional posible, según ha destacado Thomas Kremer, ejecutivo a cargo de la privacidad de datos y asuntos legales de la operadora alemana. “Si no fuera este el caso, se podría pensar en una solución legislativa”, ha puntualizado Kremer, como recoge Business Insider.

Exigir el alojamiento local de sitios web podría ser una consecuencia, sin embargo sería una medida drástica que los líderes alemanes aún no han barajado. Deutsche Telekom se ha negado a confirmar si presionaría para llevar a cabo un enfoque de este tipo.

Pero para Alemania una solución sería que los líderes europeos reforzaran una nueva ley de privacidad de datos.

“Siempre y cuando el remitente y el receptor estén en el espacio Schengen o en Alemania, el tráfico ya no debe ser enrutado a través de otros países“, ha especificado Kremer, en referencia a la zona libre de pasaportes de la UE.

El pasado lunes el Parlamento Europeo ha respaldado una versión más endurecida de esta ley, pero aún requiere la aprobación de los estados miembros. Dadas las alarmas que han saltado en otros países comunitarios como España y Francia en torno a los espionajes de EE.UU, un acuerdo podría llegar fácilmente.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor