AshleyMadison estuvo a punto de comprar la app Grindr de contactos geoposicionados para gays

Cloud
0 0 No hay comentarios

Mientras continúa el “culebrón” debido a la filtración de más de 30 Gb de datos sobre usuarios de esta plataforma que facilita contactos extramatrimoniales y se multiplican los conflictos sobre quien ve como su actividad en este campo deja de ser tan discreta conocemos que podría haber sido peor puesto que entre los datos divulgados podrían haber llegado a estar los de otra red social exclusiva para homosexuales que estuvo a punto de ser adquirida por la misma empresa propietaria de AshleyMadison.

Más de 30 millones de usuarios de AshleyMadison están viendo cómo salen a la luz pública datos relacionados con sus perfiles: nombres, direcciones de correo electrónico, descripciones físicas y detalles sobre sus preferencias sexuales.

En la gran mayoría de los casos el conflicto procede de que la plataforma de AshleyMadison.com está enfocada a facilitar encuentros íntimos entre personas que ya tienen pareja, razón por la que la discreción y el anonimato serían especialmente importantes, pero los propios usuarios no parecen haber puesto lo suficiente de su parte al emplear para darse de alta tanto sus nombres reales como en muchos casos la dirección de email profesional, lo que ha permitido, como te hemos contado aquí en The Inquirer, determinar que al menos hay cinco diputados socialistas y un buen número de funcionarios y/o altos cargos de las administraciones públicas españolas entre los usuarios.

Avid Life Media, la compañía propietaria de AshelyMadison.com, dispone también de otras páginas web que ofrecen servicios similares y ahora se ha sabido que estuvo a punto de adquirir la popular app Grindr, especializada en facilitar a sus usuarios, de orientación sexual mayoritariamente gay y bisexual, información geoposicionada sobre otros gays ubicados en su entorno con los que poder interactuar de manera íntima.

Las conversaciones habrían comenzado en 2012 entre los propietarios de ambas empresas y se han conocido ahora tras salir también a la luz diversos correos electrónicos de Avid Life Media en relación con la controvertida filtración de datos efectuada por el hacker o grupo de hackers autodenominado The Impact Group.

Los datos de Grindr en 2014 indicaban que disponía de 4 millones de usuarios activos (no en el sentido sexual) y 250.000 suscriptores de la versión de pago, que proporcionaban en total unos ingresos de 31 millones de dólares. Las perspectivas eran de conseguir algo más de 38 millones de dólares de ingresos en 2015 y algo más de 48 millones para 2016, razón por la que Gindr pedía 100 millones de dólares como precio de compra, una cantidad que Avid Life Media finalmente consideró excesiva al manejar una estimación en torno a los 60/70 millones de dólares.

Teóricamente la filtración de los datos de usuarios de AshleyMadison obedece a la denuncia que hace The Impact Group sobre el borrado definitivo de los perfiles de usuario, que la empresa gestiona a cambio de $19 pero que según The Impact Group nunca llega a convertirse en realidad, y para demostrarlo difunden más de 30 Gb de esos datos.

El problema llega en que una vez que alguien ha accedido a esos datos y procede a difundirlos en Internet no hay garantías de que no se difundan otros datos pertenecientes al mismo lugar de donde proceden, así que como mal menor los usuarios de Grindr pueden dar gracias de que finalmente la adquisición no se completase puesto que podrían correr el riesgo de que sus datos como usuario se divulgasen pero para el resto de usuarios de estos y otros servicios debería quedar la enseñanza de que no parece buena idea vincular determinadas cuentas de determinados servicios a la identidad real y mucho menos a la dirección de email profesional. A tiempo estamos de modificar nuestros datos en nuestras cuentas en Internet.

vINQulo

Forbes

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor