Atari languidece

ComponentesWorkspace

La famosa compañía del PONG no levanta cabeza. Anuncia que deja de producir videojuegos y de ahora en adelante se centrará sólo en la distribución, para ver si así disminuye algo su factura de gastos.

Atari ha vendido sus estudios de desarrollo, así como la licencia de sus series Test Drive a la compañía Infogrames por 5 millones de dólares en concepto de royaltis anticipados.

Ayer, los resultados de Atari en el segundo trimestre reportaron una pérdida neta de 7,7 millones de dólares, con unos ingresos netos de 13,3 millones de dólares (el mismo período del año anterior esta cifra fue de 28,6 millones).

Estos problemas financieros ponen en duda su permanencia en el mercado, según ha confesado la propia empresa. Atari planea despedir al 20 por ciento de su plantilla, sobre todo, los puestos “generales” y “administrativos”.

El último cartucho que le queda es buscar financiación externa y mejorar su estatus a través de socios o venta de licencias de propiedad intelectual.

Más información aquí.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor