Austeridad navideña en los gigantes tecnológicos

Empresas

Ante la crisis, las compañías optan por ajustar a la baja los gastos en celebraciones navideñas y beneficios sociales.

La crisis financiera se hace evidente este año incluso en Navidad. Como parte del plan por reducir gastos superfluos para hacer frente a estos tiempos de desaceleración, muchas empresas del sector tecnológico han comenzado a reflejar la austeridad general en los detalles navideños de las compañías con los empleados.

Así no es extraño encontrarse con empresas que, mientras años anteriores deleitaban a su plantilla con ostentosas cenas y surtidas cestas de Navidad, en estas fiestas se hayan decantado por detalles menos generosos o más encaminados hacia la solidaridad.

Entre ellas quizá la que más llame la atención sea Google, compañía famosa por los beneficios sociales de que los trabajadores disfrutan, incluido un 20 por ciento para el desarrollo de sus proyectos personales, comida y bebida gratis o entretenimientos en sus instalaciones.

La compañía de la gran G, que en la fiesta de Navidad de 2007 invirtió en espectáculos con bailarinas de cabaret, juegos de realidad virtual, buffet de sushi o esculturas de hielo con el logo de la empresa, se aprieta el cinturón en 2008. Así, según informa Reuters, esta temporada se celebrarán actividades de voluntariado, cenas menos copiosas y visitas a museos.

Una de sus competidoras en el negocio de las búsquedas, Yahoo, reconoce que aunque no se pueden establecer si ha habido recorte de gastos porque cada año se realizan actividades diferentes, sí parece que quizás este año esté más acorde con la nueva política de ajuste de costes. La compañía tiende este año también hacia el lado más humano, habiendo sustituido otras actividades por una fiesta de los niños en la oficina.

Otra de las que predican con el ejemplo del ahorro es la operadora británica Vodafone. La empresa de telecomunicaciones habría reemplazado su tradicional cena de Navidad con los empleados por la invitación a una copa a los empleados, según recoge el diario El Mundo.
En casa por Navidad

Por otro lado, se da el caso de firmas entre las que se encuentran Hewlett-Packard, Cisco, AMD, Adobe o Dell, con acciones navideñas mucho más drásticas. Éstas han decidido otorgar unas vacaciones forzosas a sus trabajadores, en algunos casos del 22 de diciembre al 5 de enero, según informa Financial Times.

Estas iniciativas responden a paradas en la producción motivadas por el ajuste de gastos general de las empresas del sector y por la disminución de la demanda global de los consumidores. Indudablemente a los empleados les supondrá una eliminación de la disponibilidad  de días de vacaciones en otras fechas y, en el caso de que no tuvieran días guardados, de reducción de sueldo.

Un ejecutivo de Silicon Valley resumió toda la situación de esta forma: “Hombre… queda feo allí afuera”.

Autor: apayo
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor