Brasil, ¿el nuevo partner estratégico de la industria TI española?

Empresas

Brasil y la UE han iniciado hoy una cumbre comercial en Estocolmo: el país sudamericano emerge como un posible aliado en el mercado nearshore y es además uno de los espacios teleco en el que han desembarcado las europeas.

El mercado de las tecnologías de la información crecerá en Brasil este año por encima del 5%, según las últimas estimaciones del EITO, convirtiéndolo en uno de los mercados emergentes más apetitosos para las grandes firmas globales… y españolas.
Brasil es un país cercano a España, culturalmente hablando, y que podría estar a tiro de piedra para las grandes firmas TI españolas, que ya se han posicionado en el mercado Latinoamericano de habla hispana. “Latinoamérica es nuestra principal oportunidad de crecimiento“, aseguraba recientemente el presidente para la región de Telefónica, José María Álvarez Pallete.
Ayer se inició en Estocolmo la cumbre estratégica Brasil – Unión Europea, que puede ser de especial interés para las grandes compañías de nuevas tecnologías. Los temas sobre la mesa serán el cambio climático y la crisis financiera.
Brasil es, según las últimas estadísticas Eurostat, el décimo socio comercial por importancia de la Europa de los 27, aunque vehículos y máquinas en exportación y en importación hierro, soja, café o petróleo sin refinar, entre otros, son los más habituales.
Pero, ¿podrían entrar otros factores en juego? De las tres operadoras de telefonía que operan en territorio brasileño, dos tienen padrinos europeos: Telecom Italia es la propietaria de TIM y la joint venture formada por Telefónica y Portugal Telecom la que gestiona Vivo.
 

 
Y ahora también podría entrar en la liza el outsourcing: ¿está Brasil lo suficientemente cerca como para llevar allí parte de la industria TI? ¿Puede convertirse Brasil en la India de las TI españolas o en el inicio de un nuevo modelo de negocio mixto?
Potencial Brasil
Según un estudio de Forrester y tal y como explican desde GFT, la unión entre España y Brasil puede ser muy rentable en este aspecto de negocio, ya que los recursos de los españoles pueden dar valor al nearshore tecnológico. Por tanto, mezclar recursos de Brasil y España puede crear un eje clave para el mercado del outsourcing TI.
“El centro de Desarrollo en Brasil se convertirá en una de las piedras angulares del modelo de Global Delivery de GFT para todo el mundo, y nuestra plataforma para potenciar las operaciones en Estados Unidos, donde la actual situación de crisis está disparando las necesidades de externalización de servicios TI globales”, explica el responsable de GFT para el sur de Europa y América, empresa que utiliza este sistema, Carlos Eres.
La compañía está presente en el país desde hace cuatro años y espera aumentar su penetración de cara al futuro: para muestra un botón, de los 100 empleados actuales, esperan llegar a 250 en la recta final de 2010. 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor