Brocade se adentra en el mundo de la conectividad definida por software

CloudDatacenterGestión de RedesProveedor de ServiciosProyectosRedes

El modelo emergente SDN (software-defined networking), disponible por primera vez en soluciones 100 GbE de Brocade, facilita enormemente la personalización y la gestión de las redes de telecomunicaciones.

Brocade anuncia la primera fase de su hoja de ruta con respecto al conjunto de tecnologías SDN (software-defined networking), que están siendo ampliamente apoyadas por la industria.

El fabricante de componentes de red tiene claro que este modelo triunfará en un mercado que necesita evolucionar hacia modelos más sostenibles y versátiles para adaptarse a la creciente demanda.

Básicamente, SDN está compuesto por diversas tecnologías que abren los datos, el control y los planes de gestión de las redes para que las compañías puedan participar de forma proactiva en su personalización y optimización en base a las necesidades cambiantes de Internet, con el cloud computing a la cabeza.

En esta ocasión, Brocade ha anunciado la integración de sus routers MLX y las plataformas NetIron con el protocolo OpenFlow, un componente fundamental de SDN. Esta iniciativa permitirá a sus clientes desplegar velocidades de 100 GbE. Para hacernos una idea, OpenFlow permite el control de la programación de las infraestructuras de red y el rápido desarrollo y despliegue de servicios de red, un proceso fundamental para los proveedores de servicios.

Tal y como define la compañía en el comunicado, las soluciones propuestas se caracterizan por la virtualización, la automatización y la simplificación de la red en grandes centros de datos, junto con la ingeniería de tráfico y la gestión del flujo en redes de alta velocidad.

OpenFlow juega un papel fundamental en el modelo SDN
OpenFlow juega un papel fundamental en el modelo SDN

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor