Cambios en The Inquirer

Empresas
0 0 42 comentarios

Seguramente muchos habréis notado varios cambios en la estructura de The Inquirer, algo que llevábamos cierto tiempo planificando pero que está causando algún que otro problema. Estamos trabajando en ello y hemos recibido muchas de vuestras sugerencias. Nuestras disculpas por las molestias.

La actualización de sistemas a la nueva versión de WordPress ha sido la causante de cambios más relevantes tanto la estructura de la página como en el funcionamiento de los comentarios: como muchos sabréis, el volumen de spam era muy importante en los últimos meses, y ni siquiera Akismet podía hacer frente a cierto tipo de usuarios.

Por esta razón hemos tratado de implantar CAPTCHA para los comentarios, pero sabemos por vuestros correos -gracias a todos los que me lo habéis indicado- que el funcionamiento de esta característica es discutible, algo que obviamente no pretendíamos. Uno de nuestros objetivos a la hora de aplicar estos cambios era tratar de mejorar la calidad del debate que siempre surge a raíz de las noticias que publicamos, y CAPTCHA teóricamente echa para atrás a los spammers. Sin embargo, parece que el sistema (del que nunca he sido muy partidario, si os soy sincero) está provocando más problemas de los que esperábamos.

Otros cambios están también siendo tenidos en cuenta, así que nos gustaría que si tenéis sugerencias y comentarios sobre el funcionamiento de The Inquirer los incluyáis. Muchísimas gracias a todos y disculpas por las molestias que están causando estos cambios.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor