Checkout, otro servicio de Google que echa el cierre

Movilidad

El servicio de pagos online Google Checkout será sustituido a partir del 20 de noviembre por el de pagos móviles Google Wallet.

Después de presentar cambios en su servicio de pago móvil, Google Wallet, que ha sido integrado con el servicio de correo electrónico Gmail para permitir transferencias de dinero más sencillas, la compañía de Mountain View ha anunciado más novedades.

Dichas novedades afectan al sistema de pago online Google Checkout que será retirado del mercado para ser sustituido por entero por (precisamente) las moderneces del monedero Wallet.

¿Por qué? Porque este último “permite a los comerciantes satisfacer las demandas de un mundo multi-pantalla en el que los consumidores compran en las tiendas, desde sus escritorios y a través de sus dispositivos móviles”.

Las tiendas podrán seguir aceptando pagos mediante Google Checkout hasta el 20 de noviembre 2013 pero, si no cuentan con su propia plataforma de procesamiento de pagos, tendrán que acometer la transición a una solución diferente en estos seis meses.

Para facilitarles la vida, Goohle se ha asociado con compañías como Braintree, Shopify y Freshbooks, lo que permitirá a los comerciantes acogerse a soluciones de migración rebajadas.

Por su parte, los desarrolladores que venden sus aplicaciones a través de otros servicios propiedad de Google como Google Play, Chrome Web Store y Offers Marketplace continuarán teniendo soporte y serán trasladados de forma automática a Google Wallet Merchant Center duante las próximas semanas.

Ésta no es la primera vez (ni mucho menos) que Google anuncia el abandono de alguno de sus proyectos, como podéis comprobar en esta galería que hemos titulado “El abarrotado cementerio de productos Google”:

RIPGoogle

Image 1 of 20

Google Catalog (2002-2009)
Fallecido hace algo más de tres años, este buscador de catálogos impresos nunca superó el corte de la fase beta. Fue en 2009 cuando Google desistió de su idea de digitalizar los folletos que las compañías envían por correo a sus clientes, aceptando que el público al que se dirige este tipo de publicidad no recurre demasiado a Internet.
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor