China Mobile planea adquisiciones en África y el Sudeste asiático

Empresas

Consciente del importante crecimiento de estos mercados emergentes, la
compañía estudia la compra de otros operadores en dichos países, aunque aún no
ha citado ninguna en concreto.

China Mobile se
orientará a los mercados del Sudeste Asiático y África en la medida en que el
crecimiento se acelera en esas regiones, según ha dado a conocer. Sin embargo,
Wang Jianzhou, presidente de la compañía con sede en Beijing, no ha querido
confirmar si se llevará a cabo alguna adquisición este año, ni qué firmas se
están barajando como posibles objetivos.

Mediante este anuncio, el objetivo es lograr su expansión en el continente
africano, donde una de cada diez personas tiene teléfono móvil, además de en
otros mercados de ultramar, en lo que los nuevos usuarios son de entornos
rurales, donde el gasto es menor que en las ciudades.

Asimismo, la compañía se prepara para hacer frente a otros operadores, como
Hutchinson
Telecommunications
, quien ya ha puesto en marcha su expansión en los
mercados emergentes. De acuerdo con los analistas de
Bank
of China International
consultados por
Bloomberg,
la tasa de crecimiento en el sudeste asiático y en África será más rápida que en
China, y aunque aún está por ver el valor real de estas regiones, su potencial
resulta de gran atractivo para las firmas en expansión.

En esta línea, China Mobile obtuvo su mayor incremento de usuarios el pasado
mes de marzo, cuando registró un aumento de 5,12 millones de clientes, con lo
que el número de suscriptores ascendió a 14,9 millones en el primer cuarto del
año, para un total de 316,1 millones. Sin embargo, las acciones de la compañía
descendieron un 2,8% hasta los 2,80 dólares de Hong Kong al cierre de la bolsa,
aunque la pasada semana comunicó unos resultados positivos para el trimestre.

Paralelamente, la operación cuenta con el apoyo del gobierno chino, que está
animando a las empresas del país a las inversiones en el exterior a la vez que
abre el mercado doméstico a las inversiones extranjeras, como parte de los
requisitos de la OMC, en la que el
país ingresó recientemente.

Adquisiciones recientes

En este mismo sentido, China Mobile ya pagó el pasado febrero 284 millones de
dólares a Millicom International Cellular
por el 89% de Paktel, el proveedor de
telefonía móvil más antiguo de Pakistán. Además, en 2005 trató de hacerse con
Pakistan Telecommunications, el segundo
operador nacional, lo que finalmente no consiguió. Tampoco logró hacerse en 2006
con Millicom, el operador de origen luxemburgués que opera en América Latina,
Asia y África, por lo que los responsables de la compañía prefieren “ser
racionales” a la hora de elegir sus adquisiciones.

Por su parte, Hutchinson Telecommunications, controlada por el
multimillonario Li Kashing, vendió en febrero su sede de la India al grupo
Vodafone por 11.100
millones de dólares, dinero que le permitirá invertir en otros mercados
asiáticos. De hecho, el operador con sede en Hong-Kong ya comenzó en enero su
actividad en Vietnam, mientras que en marzo lo hizo en Indonesia.

Otro operador de la región, Singapore
Telecom
, que cuenta con participaciones en la compañía india
Bharti Airtel y en la indonesia
PT Telekomunikasi Selular,
también ha manifestado recientemente su interés en mercados emergentes, incluido
Vietnam.

Tecnología 3G

En otro orden de cosas, el gobierno chino aún tiene que informar del
calendario para solicitar licencias para servicios de alta velocidad móvil. En
este sentido, en enero de 2006 China eligió entre otros estándares el
desarrollado localmente,
TD-SCDMA, que permite tanto
videoconferencias como descargas de archivos más rápidas.

Al mismo tiempo, el gobierno está considerando otros dos estándares, CDMA2000
y CDMA de banda ancha, para el
despliegue de la tercera generación en el país, que deberían estar listos para
los los Juegos Olímpicos de Beijing, en 2008.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor