Cinco consejos para evitar que el spam inunde la bandeja de correo

Gestión de la seguridadSeguridad

Los emails de spam, además de molestos, pueden ser una vía para la ciberdelincuencia.

Los correos electrónicos no deseados son una de las molestias más habituales de todo aquel que tiene una cuenta electrónica: suponen un 50% del total del tráfico de correos. Pero además del relativamente pequeño engorro de tener que eliminar emails que no se desean, el spam puede suponer otra serie de problemas añadidos, al usarse por los ciberdelincuentes como vía para infectar nuestro equipo con malware.

Para evitar ataques no deseados, los expertos de Kaspersky Labs aportan cinco consejos básicos. Primero de todo, una recomendación también válida para cualquier otra cuenta en webs o redes sociales: usar distintas credenciales y contraseñas, que evitan además problemas añadidos en el caso de que se haya vulnerado la seguridad de nuestro equipo o se haya infectado el correo electrónico.

Es también básico evitar abrir cualquier archivo adjunto o hacer clic en los enlaces de emails provenientes de personas desconocidas, o incluso siendo de contactos si se sospecha que pueda ser spam. A estos correos tampoco se les debe dar respuesta.

Otro de los cuidados que se debe tener es contar con dos cuentas de correo diferentes, una para un uso más extendido, la pública, y otra privada para utilizar sólo con entre los círculos más próximos, con personas conocidas.

Es importante que esta última cuenta no se utilice en el registro de ningún sitio web, ni se mencione en internet, sino que se mantenga sólo para el intercambio de información con la gente más cercana.

Por último, una de las recomendaciones que hace el grupo de expertos que más puede ayudar a combatir el correo no deseado es emplear antivirus y otras soluciones de seguridad que tengan filtros anti-spam avanzados.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor