¿Cómo seguir utilizando Windows XP de forma segura?

Seguridad

Si tienes un ordenador gobernado por Windows XP y de momento no piensas actualizarlo, deberías extremar las precauciones frente a los ataques de ciberdelincuencia. Kaspersky Lab nos deja cinco consejos para limitar los riesgos.

Tal y como estaba previsto, Microsoft canceló el soporte extendido para su sistema operativo Windows XP el pasado martes. Y, por lo tanto, ha dejado de emitir las actualizaciones de software y los parches de seguridad que podrían protegerlo, intentando poner punto y final así a más de doce años de historia.

kasperskylablogoPero a pesar de los intentos comandados por la compañía de Redmond durante los últimos meses para que los usuarios que todavía utilizaban esta plataforma en sus ordenadores migrasen a versiones más recientes, la base de adeptos a XP sigue siendo notable.

¿El motivo para no actualizar? El coste de renovar la flota informática, principalmente en empresas con presupuesto limitado, además de la necesidad de actualizar los conocimientos de los propios usuarios para que se adapten a los cambios que ha ido experimentando Windows durante todo este tiempo.

En caso de que te encuentres en esta situación, la de querer actualizar pero no poder permitírtelo, deberías extremar las precauciones de seguridad con todos los recursos en tu poder. Desde Kaspersky Lab han elaborado una serie de consejos que te permitirán continuar usando de momento Windows XP sin tener que temer demasiado por tus datos:

1. “Instalar un pack entero de actualizaciones de Windows Update”. Además, los expertos matizan que también podría bastar con “una solución de seguridad que utilice tecnologías proactivas para defenderse de amenazas nuevas y desconocidas”, siempre y cuando dicha solución siga siendo compatible con XP.

2.  “Desconectar Internet de todos los equipos”. La razón para apagar Internet es obvia, ya que si el sistema no está siendo actualizado con parches capaces de atajar vulnerabilidades que van saliendo a la luz, el riesgo de sufrir un ataque de ciberdelincuencia es mayor que nunca.

3. “No utilizar los productos de Microsoft para Internet de hogar”. Con Internet de hogar, Kaspersky se refiere a programas tipo el navegador Internet Explorer o las aplicaciones de mensajería de la compañía, que suelen venir instalados por defecto. Parece que lo óptimo durante las conexiones mínimas a la Red que se podrían permitir a partir de ahora en Windows XP sería recurrir a alternativas de otros fabricantes tipo Google o la Fundación Mozilla.

4. “Deshabilitar Java y Flash”. Tanto Oracle Java como Adobe Flash son dos tecnologías a las que recurren los cacos 2.0 con frecuencia para hacer de las suyas en máquinas de todo el mundo, de ahí su peligrosidad y la necesidad de controlarlas. También se recomienda desactivar Adobe Reader.

5. “Limitar el número de aplicaciones”. Más allá de autoimponerse límites en las horas de navegación y dejar de usar ciertos programas que a la larga pueden convertirse en puerta de entrada para el malware, no está de más hacer criba entre las apps que ya están instaladas en el PC y dejar sólo las básicas.

Recuerda que puedes ampliar estos pasos a favor de la seguridad con otros apuntados por Avira y que recogemos en nuestro artículo “¿Te empeñas en seguir usando Windows XP? Apunta estos consejos“.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor