¿Cómo conseguir que Windows 7 no “apeste”?

Sistemas OperativosWorkspace
0 0 92 comentarios

A pesar de los millones de licencias vendidas de Windows Vista, principalmente por la desaparición de Windows XP y el monopolio que Microsoft mantiene, el último sistema operativo de Microsoft no acaba de convencer, por lo que desde algunas web, como ExtremeTech, se permiten con un llamativo titular, aconsejar a los ingenieros de Redmond los cambios que deberían introducir en el próximo Windows 7.

Estos cinco cambios, desde el punto de vista de un consumidor entusiasta, serían los siguientes:

1. Adelgazar el sistema: Olvidando todo lo innecesario para aumentar el rendimiento, parando cualquier servicio o herramienta en segundo plano que no sea imprescindible y dejando en manos del usuario su instalación o activación como extra si lo cree necesario.

2. Razonables requisitos del sistema.: Volver a lo esencial sin necesitar una plataforma con procesador multinúcleo y 2 GB de memoria RAM para correr decentemente un sistema operativo. En el artículo ponen como ejemplo las computadoras con un simple Pentium, todavía activas con sistemas Linux.

3. Restringir el departamento de marketing: en referencia al reciente escándalo del “Vista Capable”, una denominación publicitaria engañosa, con equipos certificados que a duras penas eran capaces de ejecutar la versión básica del sistema operativo. El departamento técnico debería ser el que tomara las decisiones, según el articulista.

4. Limitar las versiones: Business. Home Basic. Home Premium. Ultimate, Enterprise… y todas con el mismo núcleo, no tiene mucho sentido. En el artículo apuestan solo por tres: Básica, Empresarial y Juegos, el último con el compromiso de ofrecer el máximo rendimiento en la plataforma de jugones para PC.

5. Facilitar la activación telefónica: para los que tienen que actualizar las computadoras con frecuencia o transferir una copia del sistema de PC a PC y se agotan las activaciones vía Web.

Aunque en el artículo (escrito desde la óptica de un “entusiasta del PC” ) se olvidan de las incompatibilidades software/hardware (una de las principales razones del rechazo a la implantación del sistema a nivel empresarial), no cabe duda que los argumentos expuestos en ExtremeTech han sido la fuente principal de críticas al sistema.

Por las pocas informaciones que tenemos de Windows 7, algunos de estos problemas como el de rendimiento general serán solventados al mantener los requerimientos de Vista, unido al lógico incremento de las prestaciones de los equipos dentro de dos años. Sería acertado ofrecer un núcleo mínimo para aplicaciones básicas de navegación u ofimática y como dicen dejar elegir al usuario. Parece que por ahí pueden ir los tiros.

El tema de las incompatibilidades debe correr la misma buena fortuna si son compatibles con los de Vista, que para 2009/10 deben estar solventados. En cuanto a la activación, se impone un nuevo sistema (o ninguno) que acabe con el hábito de algunos usuarios que compran una versión retail, y les es más sencillo utilizar un crack de Internet que no su propia licencia para mantener legalizado el sistema.

Sobre las grandes novedades en Windows 7 no conocemos más que la tecnología MultiTouch que está confirmada será implementada bajo las ideas de Surface y poco más. Al contrario que lo que piden desde ExtremeTech, el Departamento de Marketing de Microsoft sigue funcionando a buen ritmo.

vINQulos
ExtremeTech

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor