“Competencia feroz” en el sector TIC mundial

4GCloudGestión CloudInnovaciónMovilidadSmartphonesWearables

El último informe de Crédito y Caución sobre la situación de las TIC en el mundo indica que es un sector en crecimiento pero con una “feroz competencia”, lo que conduce a un significativo ajuste de márgenes.

El informe de Crédito y Caución señala que el mercado mundial de las Tecnologías de la Información seguirá creciendo en 2016, impulsado por tecnologías innovadoras como la nube, que registrará en muchos países tasas de crecimiento de dos dígitos.

La entidad recoge el pronóstico del European IT Observatory (EITO), que adelanta que el mercado crecerá un 2,6% este año. Cabe recordar que la facturación del sector se incrementó un 3,8% en 2015, alcanzando los 2,82 billones de euros.

Las perspectivas, por tanto, son halagüeñas. No obstante, también hay un lado negativo. Ya en 2015, la durísima competencia en la mayoría de los mercados presionó los precios a la baja y redujo los márgenes de beneficio. Mientras que los grandes jugadores del mercado se benefician de las economías de escala, los pequeños proveedores tienen problemas para competir en un entorno tan duro, basando su supervivencia en la capacidad de innovación y en la agilidad en la respuesta las demandas del mercado.

El informe desgrana la situación del sector TIC en los principales países y regiones del mundo. Así, especifica que en China, el crecimiento vigoroso de las ventas internas es el motor del mercado. De hecho, las exportaciones disminuyeron el último año. El sector TIC chino creció en 2015 hasta los 15,5 billones de yuanes (+10,4% interanual), según datos de su Ministerio de Industria y Tecnología de la Información. Crédito y Caución anota que la dinamización del sector se está apoyando en la modernización de las empresas, el impulso de la Administración a la industria TIC y las tecnologías emergentes. El estudio incide en la fuerte competencia existente en China, las fluctuaciones de las materias primas y al aumento de los costes laborales.

En el caso de Europa, el informe destaca el ‘efecto rebote’ que han sufrido las ventas en Francia e Italia. Especifica que los servicios de TI son el principal motor de crecimiento del sector en el país vecino, por la expansión del cloud computing y el aumento de la necesidad de movilidad de las empresas, haciendo que aumente la demanda de servidores y servicios de consultoría. Así, según datos del instituto Xerfi, en 2016 se prevé el crecimiento tanto de las ventas de productos tecnológicos (+4,9%, hasta 32,4 millones de unidades) como de servicios TI (+2,3%, hasta 50.500 millones de euros) Pese a ello, muchas compañías TIC galas sufren de márgenes muy ajustados debido a un entorno muy competitivo, con presión sobre los precios y donde se aprecia un creciente proceso de concentración.

En Alemania sucede algo parecido, ya que el mercado está dominado un ramillete de grandes grupos, que conviven con un elevado número de empresas de tamaño medio con un alto nivel de competencia. Según la German Federal Association for Information Technology, Telecommunications and New Media (BITKOM), la facturación del sector TIC crecerá en 2016 un 1,7%, superando los 160.000 millones de euros.

Si atendemos a la situación en Estados Unidos, el mercado de las TIC se está viendo beneficiado por la estabilidad económica y el impulso del consumo privado. De acuerdo con los datos de la Consumer Technology Association (CTA), la facturación del sector TIC estadounidense alcanzará los 287.000 millones de dólares en este ejercicio, impulsado por innovaciones como los gadgets de salud y fitness, los smartwatches, las impresoras 3D, la realidad virtual y los drones, que registrarán crecimiento de dos dígitos. Además, los smartphones continúan siendo un importante motor para los ingresos, aunque el crecimiento perderá fuerza en 2016 (+4%). Crédito y Caución reseña que el incremento en la venta de coches impulsará la comercialización de sistemas con tecnologías 4G.

El estudio también hace hincapié en la presión de la competencia en el mercado estadounidense. De este modo, señala que la dura competencia obliga a estrategias de precios bajos y márgenes muy ajustados para distribuidores y comerciantes. Asimismo, los fabricantes tienen que enfrentarse a la elevada penetración de productos ya maduros y la necesidad de innovación que esto implica.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor