El Congreso se suma, con polémica, a las nuevas tecnologías

Empresas

Desde el sitio web del Congreso, los internautas pueden acceder directamente a los contenidos más relevantes y a la información que se produce en la Cámara.

En su afán por conseguir que los ciudadanos se familiaricen con la actividad parlamentaria a través de Internet, el Congreso de los Diputados ha renovado recientemente su página web. Sin embargo, aunque las intenciones eran buenas, desde su lanzamiento no se han producido más que críticas, ya sea por no cumplir los estándares de accesibilidad o por problemas de seguridad.
Entre las múltiples formas de protesta surgidas, un grupo de informáticos ha creado una página web ?clon’ a la del congreso, pero sin los fallos de la original. Así, Congrezo.com es una creación que tiene por objetivo ?demostrar que es sencillo realizar una web sintáctica y semánticamente bien construida?, según afirman los propios creadores.
Pese a estos comentarios, durante la presentación de la página oficial, el presidente del Congreso de los Diputados, Manuel Marín, mostró su satisfacción ante la nueva web “más accesible y con contenidos renovados”, lo que consideró un “pequeño hito” dentro del capítulo de modernización tecnológica.
Mejores intenciones que resultados
Y es que desde el nuevo sitio web del Congreso los internautas pueden acceder directamente a los contenidos más relevantes y a la información que se produce en la Cámara a través de imágenes y noticias permanentemente actualizadas.
Sin embargo, pocas horas después de la presentación de la página, la Asociación de Internautas alertó de los fallos de seguridad existentes, ya que según afirmaron se podía acceder libremente a directorios ocultos. De acuerdo con esta misma fuente, cualquier ciudadano desde su casa podía tener acceso a algunos apartados de la configuración de la página, así como a diferentes carpetas reservadas a las que, en teoría, sólo tienen permitida la entrada los programadores.
Otro de los aspectos polémicos de la página es el de los estándares de compatibilidad, además de que en su fase inicial el sitio presenta algunos descuidos en el código fuente que no se ajustan del todo a las exigencias del Consorcio World Wide Web (W3C).
Ante todo este revuelo, el Congreso de los Diputados ha respondido negando que existan dichos fallos de seguridad. ?Estamos realizando algunos ajustes para que funcione correctamente con todos los navegadores y resolviendo otras cuestiones, pero en ningún momento la seguridad ha estado comprometida?, aseguran desde la Cámara Baja.

Desde el organismo también han querido justificar la cuantiosa inversión en la creación de la página. Así, han afirmado que los 14 millones de euros presupuestados servirán no sólo para la actualización de la web, sino que forman parte de un programa de seis años dentro del Plan Avanza, durante los cuales se van a cambiar todos los equipos informáticos y se van digitalizar todos los archivos de la cámara desde las Cortes de Cádiz.
Sin embargo, no todo son opiniones positivas sobre el resultado de la inversión. Los creadores de congrezo.com consideran que es ?vergonzosa? la cantidad de dinero invertido en relación con la calidad de los resultados obtenidos.
Numerosas visitas tras las críticas
En cualquier caso, la polémica ha generado un gran número de visitas tanto a la página original cómo la réplica en clave de humor, cuyos creadores aseguran estar sorprendidos ante la acogida del público, hasta el punto de que se han planteado incluso continuar actualizando la información de la página. ?Después de todo el apoyo recibido, la repercusión que ha tenido en los medios y la inmensa cantidad de emails felicitándonos por la idea, hemos decidido continuar con el trabajo para ofrecer una web de entretenimiento y humor?, afirman.
Pese a los mencionados problemas de seguridad y accesibilidad, hay que reconocer que la nueva página del Congreso ofrece mejoras en sus prestaciones. Así, el buscador para realizar consultas de los contenidos ha sido perfeccionado, con lo que ahora permite localizar textos y conocer el estado de las iniciativas de cada legislatura, desde los proyectos de ley del Gobierno hasta las proposiciones que generan los grupos parlamentarios.
Otro aspecto innovador es el buscador de diputados, por el que se accede a un espacio personal para todos los que han sido miembros de la Cámara. Dicho archivo incluye una fotografía y una pequeña biografía de cada uno de ellos, así como los cargos que ocupan ahora o en el pasado. Además, desde este espacio también se tiene acceso a sus correos electrónicos y a los blogs que poseen.

Diccionario Parlamentario
Pero esto no es todo. Además, quedan pendientes varias fases de desarrollo de la página, en las que se pondrá en marcha un Diccionario Parlamentario, en el que ya se está trabajando con la colaboración de la Academia de Historia y de varias universidades españolas.
En un futuro próximo, el sitio también contará con una mayor presencia de contenidos de actualidad, ya que la página de inicio se actualizará permanentemente. A lo que se suma el hecho de que, próximamente, se lanzará la primera versión de los portales del diputado, de los grupos parlamentarios, de los ciudadanos y del conocimiento.
Y es que no hay que olvidar que el proyecto de modernización de la página web es un proceso largo que se compone de varias fases. Una de ellas, según anunció el presidente de la Cámara, comenzará el próximo 1 de septiembre, cuando entrará en vigor el registro electrónico, lo que conllevará el uso de la firma y tarjeta electrónica. ?Desaparecerá prácticamente la utilización del papel?, apuntó Marín, quien apostó por el cambio afirmando que había que respetar las tradiciones, ?aunque ?dijo- hay rutinas que si se cambian no pasa nada?.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor