Contra los telefonazos basura

Empresas
0 0 3 comentarios

El Ministerio de Sanidad y Consumo español ha comunicado que actuará judicialmente contra el spam telefónico que llevan a cabo las operadoras de telecomunicaciones. Una práctica detestable de la que estamos hartos los consumidores y que no sólo usan las telecos.

Según el anuncio, el Gobierno incorporará en otoño a las normas jurídicas españolas la directiva europea sobre prácticas comerciales desleales, tipificando el spam telefónico, por fax o por correo electrónico como ilegal sancionando a las empresas incumplidoras.

El Ministerio exigirá a las operadoras que cesen inmediatamente estas actividades y promoverá códigos de conducta en las empresas para detener este tipo de prácticas, que de comerciales no tienen nada y suponen una gran molestia, o peor un acoso que vulnera los derechos de la ciudadanía.

“Hay que terminar con este tipo de comunicaciones que además de muy molestas pueden llegar al fraude”, dice el ministro Bernat Soria. “Un fenómeno reciente que ha adquirido cuotas importantes de intrusión en la vida de los ciudadanos”, según Artemi Rallo, director de la Agencia de Protección de datos. “La recepción de la llamada o del mensaje debe ir precedida de una autorización expresa de quien recibe esta llamada”, aclara Rallo.

Telefonía, bancos, seguros, energía y todo tipo de empresas vulneran la privacidad del ciudadano con inmensidad de llamadas de publicidad no deseada a las horas más intempestivas. Es hora de ponerle coto.

vINQulos
El País

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor