¿De verdad la moneda de Amazon facilitará comprar productos?

Empresas

La moneda propia es un intento de apuntalar la lealtad de los usuarios y de avanzar posiciones frente a la Play Store de Google.

A pesar de los fracasos de los créditos de Facebook, Microsoft Points o la moneda virtual de la punto com Flooz, Amazon ha decidido acuñar su propia moneda.

Cabe preguntarse por qué, cuando los clientes tienden a aborrecer el proceso de transferencia innecesaria entre sus monedas de origen y las del entorno virtual. Dos claros ejemplos son las críticas de los consumidores al comprar en el Bazar de Microsoft Xbox Live o las quejas en cuanto al sistema de Nintendo Points para la Wii.

Con este escenario, no parece que la nueva moneda vaya a hacer más fácil a los clientes adquirir productos en Amazon, ya que pueden acabar sucumbiendo a las trampas que rodean las tarjetas de regalo: dinero perdido, encerrado en monedas de Amazon que no pueden convertirse a monedas reales ni tampoco en suscripciones.

Por el momento, la introducción de la moneda de Amazon actuará como un paquete de estímulo para la compra de la aplicación Kindle Fire y se espera que este impulso a corto plazo se traduzca en un crecimiento a largo plazo, como analiza The Verge.

Amazon ha querido cubrirse las espaldas al permitir a los clientes seguir pagando por aplicaciones a través de los métodos normales, pero si todo va bien con el lanzamiento en la app store, no sorprenderá que la compañía impulse su propia moneda con fuerza en todos sus mercados.

Este movimiento distinguirá a la tienda de Amazon sobre la Play Store de Google y será interesante ver la evolución de la iniciativa en EEUU para saber si traspasará fronteras. El 25 de abril es la fecha límite que tienen los proveedores de contenidos de Amazon para apuntarse a este nuevo sistema.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor