Detienen a cuatro españoles por pertenecer a Anonymous

CloudSeguridadServidores

Dos de ellos han ingresado en prisión, otro ha quedado en libertad bajo fianza y el cuarto, menor de edad, bajo custodia paterna.

Venticinco personas de entre 17 y 40 años han sido detenidas durante las últimas horas en el marco de una operación policial a nivel mundial por pertenecer presuntamente a la organización hacktivista Anonymous.

Cuatro de los hackers han sido arrestados en España. Dos de ellos residían en Madrid, otro en Málaga y el último en Pontevedra. El resto son ciudadanos de distintos países latinoamericanos. Al parecer, dos de los españoles ya han ingresado en prisión, el tercero ha quedado en libertad bajo fianza y el cuarto, menor de edad, bajo la custodia de sus padres.

Coordinada por la Interpol, la operación “Exposure” es respuesta directa a los ataques de denegación de servicio sufridos por páginas web gubernamentales, de partidos políticos y corporativas de América Latina. Los detenidos son sospechosos de haber planeado y coordinado, por ejemplo, la caída de la página de Endesa en Chile y la de la Biblioteca Nacional. También se les acusa de haber filtrado datos privados en Internet, como los de varios miembros de la Policía Nacional, la escolta del presidente del Gobierno, el Grupo Especial de Operaciones y la líder de UPyD, Rosa Díez.

“Esta operación demuestra que la delincuencia en el mundo virtual tiene consecuencias reales para las personas involucradas, y que Internet no puede ser visto como un refugio seguro para la actividad criminal, sin importar donde se origina o a donde se dirige”, ha comentado el director de los servicios de policía de la Interpol, Bernd Rossbach, en un comunicado.

Las autoridades también han explicado que han requisado 250 “elementos de equipos informáticos” y teléfonos móviles, así como tarjetas de crédito y dinero en efectivo, durante los registros realizados en 40 casas y oficinas de 15 ciudades distintas. También se han bloqueado dos servidores ubicados en Bulgaria y la República Checa.

La indignación del colectivo no se ha hecho esperar y anoche sus miembros lanzaban un nuevo ataque cibernético que consiguió tumbar la página web de la Organización Internacional de Policía Criminal.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor