Dos millones de usuarios de Yahoo espiados a través de sus webcams por el GCHQ

Seguridad
0 0 No hay comentarios

Quizá conozcas un amigo algo paranoico que coloca un pequeño adhesivo o cualquier otro adminiculo ante la lente de la webcam por si alguien consigue acceder sin su conocimiento al dispositivo y activa la cámara. Es una posibilidad algo remota pero probable, y para la tranquilidad de los ciudadanos británicos ha sido su propio equivalente patrio de la NSA quien se ha dedicado a hacerlo, afectando a 1,8 millones de usuarios de Yahoo.

Conocido por sus siglas GCHQ este organismo gubernamental se dedica a mantener Gran Bretaña a salvo vigilando las comunicaciones en el reino de Su Graciosa Majestad. En este caso y gracias a un programa bautizado como “Nervio Óptico” accedían a imágenes estáticas (muchas de ellas con contenido sexual explícito, lo que al parecer creó al GCHQ ciertos problemas para mantenerlas a salvo de los propios empleados) captadas de chats de usuarios de Yahoo en el periodo que va de 2008 a 2010. Cuestión añadida es que además este espionaje se hacía de forma indiscriminada sin tener en cuenta si los objetivos representaban una amenaza.

En cuanto a la gran cantidad de imágenes de alto contenido sexual interceptadas, se cifra entre un 3 y un 11 por cierno de las mismas las de contenido explícito aunque algunos analistas también apuntan a que una parte importante se corresponden con “falsos positivos”. Esto es debido a que los programas de análisis automatizado de imágenes pueden tomar grandes porciones de superficie facial por desnudos, debido a la exposición proporcional de piel ante la cámara.

A partir de 2012 este programa de vigilancia comenzó a experimentar con reconocimiento facial a fin de localizar sujetos considerados como potenciales amenazas por la inteligencia británica.

Yahoo, por el momento único destinatario de esta intromisión en las comunicaciones privadas ha reaccionado de forma airada contra el organismo gubernamental, condenando su actuación y acusándole de recurrir a “nuevos niveles de violación de la privacidad de los usuarios “, lo que merma el compromiso de Yahoo en cuanto a seguridad y confianza, una materia en la que tradicionalmente esta empresa se ha mostrado muy combativa.

Además y como cuestión añadida, el GHCQ compartía estas imágenes con la NSA desde donde se ha negado tal vinculación afirmando que sus estatutos les prohíben obtener de otros servicios de inteligencia extranjera información que ellos no puedan obtener por sí mismos. Para mayor tranquilidad (nótese la ironía) se ha podido saber también que además de las webcams de los usuarios de los chats de Yahoo también se valoró la posibilidad de acceder a la cámara de Kinect en las consolas Xbox 260.

Esta información ha podido conocerse gracias al fallado examen del inabarcable fondo de documentos revelados por Edward Snowden, antiguo analista de la NSA.

vINQulo

The Guardian

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor