El cisne negro de 2012 será la Apple de Tim Cook

Empresas

Las acciones de Apple caerán un 50%, estima en sus ‘predicciones escandalosas’ el Saxo Bank.

Un año más, Saxo Bank ha presentado sus ‘predicciones escandalosas’ para el año 2012, sus arriesgadas afirmaciones a futuro que apuestan por señalar los hechos más terribles que podrían suceder en el año próximo. El banco de inversión no está asustando por asustar sino que, como hace tradicionalmente, ha publicado los que podrían ser los cisnes negros del año.

Nassim Nicholas Taleb acuñó el término cisne negro: son hechos poco probables, muy sorprendentes, muchas veces fatídicos. Nadie espera que sucedan pero si al final esas predicciones de escándalo acontecen, las consecuencias para la economía serían fatales.

La predicción más alocada de Saxo Bank para 2011 fue una posible compra de Facebook por parte de Apple. La primera de sus predicciones fatales para 2012 también lleva el nombre de Cupertino.

Saxo Bank apuesta, como primer cisne negro, por la caída de las acciones de Cupertino. La Apple de Tim Cook se dejaría en el parqué nada más y nada menos que el 50% de su valor, algo que supondría una debacle. Apple es uno de los valores más sólidos del mercado. El banco de inversión no lanza sus predicciones sin ningún tipo de justificación y la caída de Apple tiene – a pesar de su condición escandalosa e inesperada – una explicación teórica. La compañía, explica Saxo Bank, tendrá que enfrentarse a la caída de la cuota de mercado tanto de iOS, que se resiente del crecimiento de Android, y del iPad, rey en un segmento en el que ahora tantas se han lanzado a hacer buenos productos.

Las otras previsiones de Saxo Bank no afectan al sector de las nuevas tecnologías, aunque eso no impide que sean igualmente llamativas. Así, el banco de inversión apuesta por una Europa que amplía las vacaciones en toda la Unión para mantener cerrados bancos de inversión y bolsas (y evitar así que reaccionen en desplome tras la imaginada agudización de la crisis de la deuda del euro).

También apuestan por la llegada a la Casa Blanca de un candidato inesperado, alentado por un electorado estadounidense desencantado con su clase política; la entrada de Australia en recesión, por su alta dependencia de los recursos naturales y de China; la nacionalización de 50 bancos en toda Europa, por la presión regulatoria; la desaparición de Suiza como lugar seguro para el dinero, dejando a Suecia y Noruega como recambio; cambios en el valor del franco suizo; la subida del cruce USDNY en un 10%; el crecimiento del Baltic Dry Index en un 100% y la multiplicación por dos del precio del trigo, debido a los malos resultados de 2011.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor