El fin de semana de infierno de Eugene Kaspersky

Empresas

Las fuerzas de seguridad rusas ponen fin al secuestro del hijo de Eugene Kaspersky: los secuestradores pedían 3 millones de euros por él.

Por una vez, las noticias sobre directivos del sector TIC se mezclan con la crónica de sucesos. Eugene Kaspersky, CEO y fundador de la compañía de seguridad que lleva su nombre, acaba de vivir un fin de semana de infierno, tras el secuestro de su hijo Ivan.

Ivan Kaspersky desaparecía a principios de la semana pasada. Aunque desde la compañía de seguridad no se ofreció en un primer momento ninguna clase de información, los rumores no tardaron en surgir. Al parecer, Ivan había sido secuestrado y los secuestradores pedían tres millones de euros para liberarlo.

El 22 de marzo, la compañía lanzaba un comunicado pidiendo que cesasen las especulaciones sobre la familia Kaspersky, aunque sin confirmar ni desmentir los hechos. Eugene Kaspersky volaba desde Londres a Moscú, dejando a medias su presencia en una conferencia, y los medios señalaban que Ivan Kaspersky, dada la fortuna de su padre, era una víctima más que apetitosa para los criminales.

Tras una semana de incertidumbre, las fuerzas de seguridad rusas han liberado al hijo del fundador de la compañía, en colaboración con la seguridad propia de la firma. Según un escueto comunicado de Kaspersky, no se ha pagado ningún tipo de rescate por Ivan. Según añade Reuters, cinco personas habrían sido detenidas durante el transcurso de la operación.

Los secuestros de ejecutivos y su familia, según señala la agencia de noticias, no son muy inusuales en Rusia.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor