El foco de Samsung: una nueva planta de chips

Empresas

Los analistas apuntan que la división de chips podría otorgar al fabricante un beneficio operativo mayor que su división de teléfonos móviles por primera vez en más de tres años durante el tercer trimestre.

Samsung planea invertir 14.700 millones de dólares para construir una nueva planta de producción de chips en Corea del Sur.

Se trata de una apuesta importante en su negocio de semiconductores en medio de la caída de ingresos de los teléfonos inteligentes.

La fábrica, que estará ubicada en la ciudad de Pyeongtaek, se prevé que esté finalizada en el segundo semestre de 2017 y se dedicará a la producción de chips lógicos y de memoria, tal y como recoge Reuters.

El fabricante de chips de memoria más grande del mundo ha manifestado que la nueva planta ayudará a aumentar su competitividad en la industria de los semiconductores, que está mostrando un crecimiento constante debido a la mayor demanda de los dispositivos móviles.

Samsung ha afirmado que espera que su capacidad de producción de semiconductores aumente en un “porcentaje de dos dígitos”. Algunos analistas han apuntado que la división de chips podría otorgar al fabricante un beneficio operativo mayor que su división de teléfonos móviles por primera vez en más de tres años durante el tercer trimestre.

En este contexto, Samsung está ampliando sus alianzas mundiales con otros fabricantes de chips para reforzar su papel competitivo en el negocio de la producción por contrato.

Así, recientemente ha sellado un acuerdo con el fabricante de chips suizo STMicroelectronics para producir chips de 28 nanómetros en su fábrica de Giheung, al sur de Seúl.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor