El liderazgo de Chen en BlackBerry empieza a marcar la diferencia

Empresas

Establecer unas expectativas más bajas y reforzar la posición de la compañía como un proveedor de tecnología empresarial va convenciendo a los escépticos de Wall Street.

Casi tres meses después de su nombramiento, la estrategia de John Chen como nuevo CEO de BlackBerry parece estar empezando a dar resultados a la compañía, que el año pasado perdió miles de millones de dólares por un enorme inventario de producto sin vender.

Los pasos del directivo van dirigidos a recomponer las filas ejecutivas y a volcarse en los usuarios empresariales.

Para ello, BlackBerry ha anunciado que abandonará las pantallas táctiles y recuperará los dispositivos con teclado tradicional para volver al estilo que le hizo famosa.

La iniciativa refleja la campaña de Chen por tranquilizar a los clientes de negocios, muchos de los cuales han sido fieles a BlackBerry hasta el descalabro de los últimos años.

Ahora, la empresa acaba de anunciar nuevos planes inmobiliarios para vender 280.000 metros cuadrados de espacio de sus instalaciones, según informa Bloomberg.

Con esta iniciativa podría recaudar hasta 550 millones de dólares canadienses (501 millones de dólares) en base al precio de venta de edificios anteriores de BlackBerry y sus acuerdos de arrendamiento sobre algunos inmuebles, como ha indicado un agente de la propiedad especializado en el suroeste de Ontario.

La medida ha supuesto una subida del 4,2% de las acciones de la firma hasta los 10,35 dólares.

Puede que sea demasiado pronto para valorar el mandato del nuevo director general, pero su elección de establecer unas expectativas más bajas y reforzar la posición de BlackBerry como un proveedor de tecnología empresarial  (y no tanto del mercado de consumo) empieza a ganar crédito en Wall Street sobre las posibilidades de la compañía.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor