El tráfico cloud alcanzará los 4,3 zettabytes en 2016

CloudDatacenter

El último informe de Cisco sobre cloud computing estima que en cuatro años se sextuplicarán las cargas de trabajo generadas por centros de datos de todo el mundo y basadas enteramente en la nube.

De aquí a cuatro años, dos tercios de las cargas de trabajo generadas por centros de datos de todo el mundo estarán basados enteramente en la nube. O, dicho de otro modo, el tráfico cloud se multiplicará por seis en 2016, respecto a las cifras de 2011, hasta alcanzar los 4,3 zettabytes.

Ésa es la conclusión principal a la que llega Cisco en la última versión de su informe Global Cloud Index, aunque no es la única. El gigante de las redes también prevé que el tráfico global de los datacenters crezca a buen ritmo, cuadriplicándose en 2016 hasta sumar 6,6 zettabytes anuales. Que 2014 sea el primer año en el que la mayor parte de la actividad se mueva en la nube en vez de en centros tradicionales: 52% vs 48%. Y que el continente asiático lidere el cambio.

Y es que si el año pasado era Norteamérica la región que más tráfico aportaba a la nube (261 exabytes anuales), dentro de cuatro años será la zona de Asia-Pacífico la que tome la delantera con 1,5 zettabytes frente a los 1,1 zettabytes de América y los 963 zettabyte de Europa occidental.

“El tráfico de los centros de datos seguirá dominando el tráfico de Internet en el futuro cercano, pero la naturaleza del tráfico de los centros de datos está experimentando una transformación fundamental impulsado por aplicaciones en la nube, los servicios y la infraestructura”, comenta Cisco, tal y como recoge Forbes.

“Con el aumento de la capacidad de la computación en servidor y la virtualización, las cargas de trabajo mútiples por servidor físico son comunes en las arquitecturas cloud”, continúa el informe, que habla de consolidación de un nuevo tipo de sistema económico.

“La economía cloud, incluyendo el coste del servidor, la resistencia, la escalabilidad y la vida útil del producto, está promoviendo la migración de las cargas de trabajo entre servidores, tanto dentro del centro de datos como través de distintos centros (incluso entre centros de diferentes zonas geográficas)”, remata.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor