El último mini trípode de Joby, perfecto para fotos complicadas con smartphones

Software
0 0 No hay comentarios

El nuevo modelo de trípode de bolsillo multiarticulado de esta marca facilita mucho más la tarea a los amantes de la fotografía que necesitan estabilizar su smartphone puesto que viene especialmente preparado para ello. Casi cualquier móvil quedará firmemente sujeto al trípode y este además puede aferrarse a distintos objetos, mantener el equilibrio en la más inestable de las superficies y hasta aprovechar los imanes de sus patas en la variante magnética para aprovechar, por ejemplo, una farola.

Ya conocíamos la versatilidad de las patas con bolitas multiarticuladas de Joby pero quedaba limitado a los usuarios de cámaras fotográficas por la existencia del conocido tornillo universal de sujeción. Ahora serán también los usuarios de teléfonos móviles quienes puedan aprovecharse de este  versátil trípode de bolsillo con vocación de contorsionista por las posiciones imposibles que pueden adoptar sus patas.

La diferencia ahora está en que se ha dispuesto un cabezal especial capaz de asir fuertemente a lo ancho casi cualquier teléfono móvil de manera que adoptará la clásica posición de la cámara en su trípode, quedando así dispuesto para la acción fotográfica, incluso aquellos dispositivos de gran tamaño como el phablet Samsung Galaxy Note II tienen cabida.

joby-mpod

Las dimensiones máximas que puede acoger este trípode de Joby son 81 mm de ancho y 11,5 mm de grueso. Además, al sujetar el móvil por su parte central permite poder utilizar un gran número de accesorios fotográficos como lentes o filtros.

joby-mpod-2

Un soporte extensible con un brazo reforzado y unas gomas extensibles se alargará hasta abarcar el ancho del móvil que pretendamos emplear a modo de cámara fotográfica y ya sólo nos restará colocar el trípode de bolsillo en la posición deseada para conseguir una fotografía desde un risco en medio de la montaña, abrazando las patas del trípode a la rama de un árbol o posando los extremos imantados de sus patas a una señal de tráfico.

joby-mpod-3

El trípode mide 11,6 cm de longitud (con lo que podemos hacernos una idea del grosor del objeto en torno al que podemos sujetarlo) y un peso de 30 gramos, tan liviano que ni te darás cuenta de que lo llevas contigo. Joby ha lanzado dos versiones, MPod Mini Stand y GPod Mini Magnetic, siendo esta última la que presenta terminaciones magnéticas en los extremos de las patas del trípode. Cada uno de ellos se vende por $14,95.

vINQulo

Joby

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor