El spam creció de manera alarmante entre julio y septiembre

Seguridad

España ya ocupa el puesto número 15 en el ranking de países emisores de correos basura.

Pese a las nuevas y varias tipologías de estrategias que amenazan a la seguridad el clásico spam no para de crecer. Esta es la principal conclusión de un estudio realizado por Sophos donde también se establece una lista de los principales países emisores de este tipo de correos maliciosos en los tres últimos meses.

Durante el período de julio a septiembre  la recepción de correos basura se incrementó considerablemente (un 8 por ciento más que el trimestre anterior). Así de cada 416 correos enviados en estos meses 1 fue identificado como spam, cuando la relación de equivalencia entre abril y junio era de 1 por cada 3.333 mensajes.

Según Graham Culey, consultor de tecnología de Sophos:  “Para los usuarios de Apple, Mac y Unix estos ataques de spam sólo significarán que sus bandejas de entrada podrían saturarse, no que se infecte su sistema operativo. Pero las bandas criminales causan verdaderos estragos en los usuarios de Windows”.

El estudio confirma que además del uso de archivos adjuntos en estos correos, los cibercriminales siguen incluyendo enlaces en los mismos. Asimismo parece que cada vez tienen mayor presencia los mensajes “creativos” que despiertan la curiosidad en el usuario. Esto es especialmente peligroso si los mensajes provienen de una fuente conocida, ya que “demasiados usuarios son engañados y terminan en una página web maliciosa”, puntualiza Graham Cluley.
EE.UU, la cuna del spam

El informe de Sophos también establece un ranking de países emisores de spam. Estados Unidos ocupa la primera posición, mientras Rusia le sigue a la zaga habiendo pasado del 4,4 por ciento en el tercer timestre de 2007 a un 8,3 en los mismos meses de este año. El tercer emisor sería China.

Por su parte España se sitúa en el puesto número 15 de la lista, con un 2,17 por ciento del correo basura mundial a sus espaldas.

Autor: apayo
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor