En Europa Occidental, 7 de cada 10 usuarios ya tienen un smartphone

EmpresasMercados FinancierosMovilidadSmartphonesSO Móviles
0 0 No hay comentarios

Las cifras de IDC señalan que en 2014 se distribuyeron en esta región 145,8 millones de teléfonos inteligentes, que están eclipsando a los modelos más sencillos.

Mientras se va descubriendo el peso del mercado de terminales de segunda mano, también hay que ver cómo van evolucionando trimestre tras trimestre, y año tras año, las ventas de móviles.

Las conclusiones pueden variar. Por ejemplo, en un mercado maduro como Europa Occidental parece que los dispositivos más modernos tienen aceptación. Sin embargo, en esta zona la gente se está alejando con fuerza de los dispositivos más sencillos, aquellos que no tienen categoría de inteligente.

Así lo demuestran las cifras de IDC para 2014, que hablan de 145,8 millones de smartphones colocados entre enero y diciembre, o un 6,4% más que en 2013, y tan sólo 28,4 millones de lo que se conoce como “feature phones”, o un 39% menos respecto a lo que se había conseguido en los doce meses anteriores.

Este tropezón protagonizado por la segunda de las categorías citadas explicaría que, en términos generales, se esté notando una disminución de las distribuciones de teléfonos móviles en Europa Occidental. Y ya van dos años seguidos.

Más allá de la diferenciación entre aparatos inteligentes y no inteligentes, cabe destacar la importancia que están cobrando los phablets o esos dispositivos de mayores dimensiones que los móviles normales, que difuminan las fronteras entre teléfonos y tabletas y que ya supondrían un 10% de todos los smartphones que se compran.

A nivel de compañías, la mayoría de los móviles distribuidos en 2014 en esta región europea sigue siendo de la marca Samsung. Aunque ésta ha perdido peso a favor de su inmediata perseguidora, una Apple impulsada por el buen recibimiento del iPhone 6 y el iPhone 6 Plus, uno de esos phablets de los que hablábamos.

También han visto incrementar su cuota de mercado compañías como Sony y LG.

“Siete de cada diez personas en Europa Occidental tienen ahora un smartphone”, ha querido señalar al respecto de todas estas cuestiones Francisco Jeronimo, director europeo de investigación de dispositivos móviles de IDC.

“El año pasado se vio como 28 nuevas marcas entraron en el mercado europeo”, añade, diciendo que “su foco principal está en los smartphone asequibles y de gama baja. Esto ha facilitado la transición desde teléfonos con funciones básicas a smartphones para aquellos consumidores que no estaban convencidos del valor real de un dispositivo inteligente”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor