¿Qué esperar del nuevo Facebook?

Empresas

La red social cambiará de cara tras el F8: dinero virtual, un me gusta global y una declaración de guerra directa a Google son algunas de las nuevas características de un Facebook que ofrecerá soluciones de ofimática.

“Estamos construyendo una web en la que el valor por defecto es social”. El CEO de Facebook, Mark Zuckenberg, confirmaba el cambio sin vuelta atrás de la red durante la conferencia de desarrolladores de la firma, el f8, en la que se presentaron las últimas innovaciones de la red social más popular del mundo.

El primer cambio, y el más llamativo, aún no tiene fecha de llegada al mercado, aunque Zuckenberg aseguraba a los presentes, entre ellos la plana mayor de los medios estadounidenses, que será inminente: los Facebook Credits, la moneda virtual del mundo virtual que es Facebook.

“Hemos invertido bastante en Credits, pero no esperamos conseguir con ellos mucho dinero hasta que pase un largo período”, apuntaba el CEO de la red a la cadena televisiva Bloomberg en una entrevista posterior a la conferencia.

Los Facebook Credits podrán usarse para pagar los bienes inmateriales con los que se comercia en la red social. Desde las tartas de felicitación de cumpleaños, animales para la granja de algún que otro juego virtual y otros elementos no tangibles podrán pasarse a esta especie de economía a escala.

Entre las novedades presentadas también se encuentra una que los usuarios ya habían visto antes de su puesta de largo: el cambio de hacerse fan a me gusta, que permitirá según la compañía dar más visibilidad a las marcas que los usuarios aman.

Pero no sólo eso: la compañía permitirá que el botón me gusta de Facebook salte al off Facebook, incorporándolo a la red global y permitiendo a los usuarios dar a conocer sus filias online de forma automática en su perfil mediante la aplicación Open Graph. Los beneficios para las marcas son en este caso muy elevados.

En palabras de Zuckenberg, recogidas por los medios de EEUU, ésta es “la mayor transformación que hemos hecho en la web”. Facebook quiere convertir a internet en una macrored en la que usuarios e intereses estén conectados de un modo muy simple. CNN, IMBD, Levi’s o TripAdvisor son algunas de las páginas que ya se han sumado.

Cuando un usuario de Facebook visite una de estas páginas podrá saber ipso facto a cuáles de sus amigos le gusta, lo que reafirmará todavía más la imagen positiva de las marcas.

Privacidad

Estos son los cambios más llamativos, pero no los únicos. Facebook endurecerá su política de privacidad para limitar el acceso que las aplicaciones tienen a la información de sus usuarios.
Los me gusta también estarán limitados a aquellos usuarios que el abonado a la red quiera. Podrán ser seleccionados a la hora de establecer la privacidad de su perfil y de los datos en él publicados.

Impacto negocio

Pero ¿qué significan todos estos cambios? “Hasta un ciego puede ver en esto una batalla entre Facebook y Google en muchos de los sentidos en los que la web va a ser más social, lo que refuerza a Facebook”, explica un analista a la BBC.

Aunque sin duda el golpe más duro y la toma de posiciones más fuerte de Facebook es su apoyo a Docs.com, el Office en la nube de Microsoft (uno de los accionistas, por otra parte, de la red social, aunque minoritario).
La red social presentaba Docs for Facebook, una aplicación que permitirá que los usuarios de la red compartan documentos en tiempo real. Word, Excel y PowerPoint entran en Facebook.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor