El estiércol de vaca: la nueva alimentación de los centros de datos

AlmacenamientoDatos y Almacenamiento

Un estudio de HP propone utilizar las deposiciones de las vacas para responder, biogás mediante, al elevado consumo energético de los centros de datos.

En Galicia existen un millón de vacas.Al menos ése el censo que señala uno de los libros más populares de Manuel Rivas y el número en el que parece estancado el crecimiento de la cabaña bovina. Toca como a tres personas por vaca… y toca también a potencial de cara al futuro económico de la comunidad del noroeste de España.
Porque si el turismo, la exportación de ropa o las energías verdes les aburren, los gallegos pueden pasarse a la construcción masiva de centros de datos. Según un estudio de HP, los residuos de las vacas serán la clave del funcionamiento de los centros de datos del futuro. Y de vacas en Galicia están servidos.
Usando sin embarazo el término popular, la caca de vaca será la clave del sostenimiento de los centros de datos masivos de empresas de tremendo calado como Microsoft o Google, que tienen que hacer frente a masivos centros con elevados costes energéticos.
De las desposiciones de estos animales se extrae biogás, que mantendrá en funcionamiento los centros, tal y como recoge The New York Times. De este modo, se aprovecha algo natural y se tira por el atajo de lo verde.
Además, se impulsa el campo, atajando el desgaste económico de las industrias que lo sostienen, y se saca tajada del día a día de las instalaciones ganaderas.
“Las TI y el estiércol tienen una relación simbiótica”, apunta a The New York Times el director del laboratorio de HP responsable de tecnología sostenible y responsable del estudio, Chandrakant Patel. “Y al tener estos centros de datos a nivel local, los agricultores contarán una nueva oportunidad.”
Si del cerdo se dice que se aprovecha todo… lo mismo tendría que decirse de su amiga la vaca.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor