Europa lanzará en 2010 los primeros satélites para su alternativa al GPS

OperadoresRedes

Galileo ofrecerá no sólo servicios de posicionamiento sino también herramientas para la agricultura, los transportes o el medio ambiente.

La alternativa europea al sistema GPS, Galileo, empieza a tomar forma práctica, después del cierre de todos los pasos para su existencia teórica. La Administración comunitaria firmaba en julio del año pasado el convenio que convertía en hechos lo que había sido un proyecto:  “Galileo será la primera infraestructura común europea”, reconocían entonces fuentes europeas.
Prácticamente un año más tarde, Europa pone fecha al lanzamiento de los satélites que darán red a Galileo. Cuatro satélites serán puestos en órbita para poder ofrecer un sistema de posicionamiento preciso.
“Los satélites se lanzarán por pares”, ha explicado a Reuters el director general de la Agencia Espacial Europea, Jean-Jacques Dordain. “Los dos primeros serán en septiembre de 2010 y los dos siguientes entre finales de 2010 y principios de 2011″.
Galileo no sólo permitirá dar servicios de posicionamiento, que se utilizan en numerosos segmentos de la industria, como el mercado de los navegadores, sino que además creará aplicaciones específicas para la agricultura, los transportes o el medio ambiente.
Igualmente, se convertirá en una alternativa ‘moderna’ a un sistema que se encuentra en ciertos problemas. Recientemente, el Congreso de Estados Unidos apuntaba que si no se modernizaba la red de satélites que dan soporte al servicio GPS, éste podría empezar a fallar, en un curioso Efecto 2010.
De todos modos, Europa inicia tarde la puesta en marcha de su sistema de localización, que ya acumula cinco años de retraso. La competencia podría ser ahora mayor: China ya prepara su propia alternativa al GPS, como publicaba en su momento ITespresso.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor