Facebook implementa el control de la privacidad de la cuenta de usuario

Empresas

La compañía sucumbe ante la presión del Gobierno de Canadá, que no estaba nada de acuerdo con el laxo control que los usuarios tenían en la red sobre su información personal.

Canadá ha sido más fuerte que Facebook. Las autoridades del país norteamericano habían iniciado una investigación sobre la regulación de la privacidad en la red social, preocupados por si ésta era insuficiente. La compañía ha cedido a sus peticiones y ha actualizado las características asociadas.
“Creemos que estos cambios no sólo son buenos para los usuarios y responden a todas las preocupaciones pendientes de los Comisarios, pero también presentan un nuevo estándar para la industria”, señala el vicepresidente de comunicación global y relaciones públicas, Elliot Schrage.
Las nuevas medidas, fruto de más de un año de trabajo conjunto por parte de la red social y de la Oficina de la Comisión de Privacidad de Canadá, incluirán un mejora en la descripción de las prácticas de recolección de datos, la puesta en claro de la diferencia entre desactivación y eliminado de cuenta y una campaña para alentar a los usuarios a comprobar sus ajustes de privacidad para determinar si la que su cuenta tiene ahora es suficiente.
Aunque la medida más importante es, sin duda, la que afecta a terceras personas. Los usuarios ya no tendrán que aceptar que las aplicaciones desarrolladas por terceros puedan acceder a toda su información para así funcionar. Por ejemplo, y poniendo un ejemplo con una de las herramientas más en voga en este momento en Facebook, cuando un usuario quiere abrir una inocente galleta de la fortuna, antes tendrá que instalar la aplicación, que le pedirá que acepté que todos sus datos personales y los de sus amigos sean utilizados por la aplicación en todos los aspectos que sean necesarios para su correcto funcionamiento. Es decir, se abre la puerta a que quien esté detrás de la aplicación pueda acceder a un amplio caudal de información.
Esta queja es una de las principales preocupaciones de los usuarios y uno de los principales fallos del modelo de negocio de Facebook. A partir de ahora, esta invasión dejará de ser posible. La compañía introducirá “un nuevo modelo de permiso” para que sea el usuario el que determine que puede y que no puede ver la aplicación.
“Dar a la gente más control sobre la información que comparten y con quien está en el corazón de lo que pensamos sobre privacidad en Facebook”, asegura el director de relaciones públicas de Facebook, Tim Sparapani, en el blog oficial de la compañía.

“Estos cambios implican que la privacidad de los 200 millones de usuarios de Facebook en Canadá y a lo largo del mundo estáran mucho más protegidos”, reconoce por su parte la comisaria de Privacidad, Jennifer Stoddart. “Esto es extremadamente importante”, reconoce Stoddart en un comunicado del Gobierno de Canadá, ya que, explica, deja otra vez en manos de los ciudadanos el control sobre la información propia.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor