FortiGate VMX asegura el centro de datos definido por software

CloudCortafuegosDatacenterSeguridad

Este firewall de nueva generación anunciado por Fortinet trabaja en sintonía con la tecnología de virtualización que caracteriza a VMware NSX.

En un panorama empresarial y de seguridad en el que los ciberdelincuentes utilizan técnicas cada vez más avanzadas, surge la necesidad de implantar medidas de protección también más potentes.

Ahí es donde se enmarca, precisamente, el último anuncio que ha decidido hacer Fortinet.

Fortinet acaba de desvelar la creación del firewall de nueva generación FortiGate VMX, que se caracteriza, entre otras cosas, por ser fruto de una colaboración con VMware.

No en vano, FortiGate VMX trabaja en sintonía con la tecnología de VMware NSX.

La unión del cortafuegos de Fortigate con la plataforma de virtualización de red que depende de VMware tiene como resultado la automatización de las capacidades de seguridad en el contexto de los centros de datos definidos por software.

Lo que hace FortiGate VMX, concretamente, es pasar de soluciones tradicionales para apostar por la segmentación basada en políticas.

“Fortinet, en colaboración con VMware, proporciona dentro del centro de datos el mismo nivel de ciberseguridad que ofrece en el perímetro”, explica John Maddison, vicepresidente de productos y soluciones en Fortinet.

Este directivo señala que el nuevo producto, además, “demuestra nuestro compromiso con el ecosistema y partnership de VMware”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor