Francia continúa el debate sobre la ley P2P… mientras Suecia la pone en marcha

Empresas

El país escandinavo aplica una normativa que dificulta el intercambio de archivos, mientras Francia asegura que mantendrá el secreto sobre qué se ha descargado.

Nada de rankings de lo más pirateado: el último punto al que se ha llegado a acuerdo en el debate sobre la ley Hadopi anti intercambio ilegal de archivos en la Asamblea Nacional francesa impedirá que se rompa el secreto sobre la navegación de los ciudadanos.
Las autoridades no podrán decir qué es lo que los usuarios se descargan de forma ilegal. Ni a la industria ni tampoco a los afectados, lo que ha levantado las críticas de la oposición, que no entiende cómo podrán defenderse los incriminados si no saben de qué se les acusa. Por el momento, sólo se divulgará la hora y la fecha de la descarga, como publica L’Express.
Éste no ha sido el único punto polémico en una ley que está levantando una enorme controversia. El último punto de debate es una medida que como publica la prensa gala en un principio podría parecer inofensiva pero que pondría en tela de juicio la neutralidad de la red.
La Administración francesa quiere que se identifique a aquellos sitios que ofrecen contenidos legales de forma visible con una marca claramente reconocible. “Tenemos ya el Gosplan con la policía privada que va a recuperar la dirección IP de los internautas”, denuncia el diputado socialista, Didier Mathus, en declaraciones que recoge 20 minutes. “Ahora tenemos al ministerio de Propaganda que va a poner su sello oficial en los sites autorizados”.
La medida requeriría además la colaboración de los motores de búsqueda, aunque por el momento no se ha definido nada sobre el particular. Pero éste no sería el único problema técnico: Los diputados ya han puesto en tela de juicio la aplicación del sistema tres avisos ante las dificultades de identificar IP con nombre, dirección e email.
Y desde el punto de vista técnico, Francia también tendrá que hacer un esfuerzo en materia de seguridad. La Administración ofrecerá un antivirus a todos los ciudadanos en el marco de Hadopi, como publica Silicon News Francia, para “reducir la piratería en un 70%” y “modificar los malos hábitos de descarga”.
El antivirus, además de luchar contra el malware, alertará al usuario sobre los comportamientos fuera de la ley y sobre la posesión de archivos ilegales.
Suecia en marcha
Mientras en Francia se discute sobre la medida, Suecia ya ha puesto en marcha su legislación antipiratería. La medida es mucho más ligera que la francesa ya que, como publica Ecodiario, únicamente permite al dueño de un archivo con copyright demandar a la justicia la dirección IP de aquél que infringe la ley.
La normativa se había votado en el mes de junio, causando una enorme división entre los ciudadanos suecos. Para poder responder a las demandas de la industria, Suecia se verá obligada a guardar todos los datos de sus internautas.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor