GatesNotes: Así piensa un ex CEO metido a filántropo

Empresas

El ex Presidente de Microsoft ha vuelto esta semana a dar que hablar con su adhesión a Twitter y a Facebook y el lanzamiento de una página donde plasma sus reflexiones.

Miles de personas e incluso Mark Zuckerberg no pueden estar equivocados. Hasta Bill Gates se ha decidido a sacar la cabeza de su fundación para compartir sus actividades con todo el mundo usando, primero, el llamado “social media”, y después, lanzando su propia página web.
El ex CEO volvía a ser portada esta semana de todos los noticieros tecnológicos por su adhesión al servicio de microblogging Twitter. En pocos días, Gates ha conseguido acumular más de 300.000 followers, demostrando que aún sigue siendo una personalidad con mucho que decir. A esto se sumaba su reingreso en Facebook, con una nueva página dedicada a su persona. Sin duda, toda una exhibición de intenciones del antiguo mandamás de Microsoft que apuesta por los medios sociales para compartir su nueva vida.
Todo ello ha sido en realidad una forma de publicitar su nueva página, www.gatesnotes.com, donde cuenta lo que está pasando en el mundo y qué se puede hacer para solucionarlo. El terremoto de Haití, el cambio climático, las pandemias, la educación, todos ellos son temas que hoy centran la atención de Gates, el cual parece tener poco tiempo para reflexionar sobre su antiguo mundo: el de la tecnología.
“Desde que dejé mi trabajo en Microsoft para dedicar más tiempo a la fundación muchas personas me han preguntado a qué me dedico.”, comenta Gates en una carta publicada en su web. “Pensé que sería interesante compartir de forma más estrecha mis reflexiones y las notas que tomo de estas conversaciones por e-mail  a través de una página web, con la esperanza de conseguir que más gente piense y aprenda los temas que creo que son interesantes e importantes”.
La intención del antiguo ejecutivo es actualizar la página a diario como si fuera su blog personal.

Autor: apayo
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor