Google cede ante la UE y permitirá a los usuarios bloquear la localización WiFi

Cloud

Google ha anunciado que tras varios enfrentamientos con las autoridades europeas han decidido dar su brazo a torcer para permitir que los usuarios tengan la opción de no ser localizados a través de sus conexiones WiFi.

El gigante de los buscadores insiste en que esta localización sirve de gran ayuda para ofrecer ciertos servicios basados en la geolocalización como la información los lugares cercanos que proporciona Google Maps. Además recalcan que la localización en ningún caso permite identificar al usuario, ya que lo que se comparte son datos anónimos.

Sin embargo, las autoridades de la Unión Europea han puesto en tela de juicio la gestión de las localizaciones de Google tras los problemas derivados del servicio Street View y la localización de usuarios a través de los dispositivos Android.

La Unión Europea ha pedido al gigante de Mountain View que mejore este sistema para garantizar la privacidad de los usuarios y finalmente Google ha cedido.

“A petición de varias autoridades europeas de protección de datos, construimos un servicio opt-out que permitirá al propietario de un punto de acceso borrarse de los servicios de localización de Google”, explica Peter Fleischer, asesor de privacidad global en Google.

Una vez que se ha seleccionado esta opción los servicios de Google no utilizarán ese punto de acceso para determinar la localización del usuario.

Esta opción estará disponible de forma global durante el otoño cuando se proporcionarán más detalles sobre su funcionamiento.

 

vINQulos

Google

 

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor