Google I/O 2013 está al caer, ¿qué novedades traerá?

EmpresasOperadoresRedes

Con fecha de celebración del 15 al 17 de mayo, la conferencia de desarrolladores de Google llega repleta de sesiones… y alguna que otra decepción.

Cada una de ellas valía 900 euros (o 300 en forma de descuento para los estudiantes), pero las entradas para asistir a la próxima conferencia de desarrolladores de Google se agotaron apenas 50 minutos después de salir a la venta (en 49 minutos, para ser más rigurosos). Google I/O, que está considerado uno de los eventos del año, tendrá lugar del miércoles al viernes que viene en las inmensidades del Moscone Center de San Francisco, California, y la expectación que despierta alrededor del mundo no es nueva. El año pasado, los tickets duraron todavía menos tiempo al alcance de los compradores: media hora. En 2011 estuvieron disponibles 59 minutos antes de que la compañía de Mountain View colgase el cartel de “no quedan”. En 2010, dicha disponibilidad se alargó durante 50 días. Y en 2009, rondó los tres meses, lo que da buena cuenta de su explosión.

Lo que sí será nuevo es el catálogo de productos a presentar, y la forma de hacerlo. Según la agenda  prevista y publicada en la página oficial del congreso, el sinfín de sesiones sobre el sistema operativo Android, el navegador Chrome, la red social Google+, la plataforma en la nube Google Cloud, la publicitaria Google Ads, el servicio de vídeos YouTube, el de cartografía Maps, la herramienta de pagos móviles Wallet y las gafas de realidad aumentada Glass (ahí es nada) vendrá precedido por una intensa keynote de tres horas, de la que se esperan muchas cosas. Y es que, a diferencia que en ediciones anteriores, la empresa de Larry Page y Sergey Brin ha decidido levantar el telón de todas sus novedades al unísono en un acto que comenzará a las 9:00 (18:00 hora española) del día 15.

Exactamente, ¿de qué hablarán los expertos de Google? ¿Nos sorprenderán? ¿Habrá hardware?

Lo que sí veremos

Habrá hardware. Tras la presentación de Nexus 4, Nexus 7 y Nexus 10 en octubre, la renovación de esta familia de dispositivos se da por hecha. O al menos la de los dos miembros más pequeños. Respecto al codiciado smartphone con panel de 4,7 pulgadas, chip quad-core y cámara con software Photo Sphere para tomas de 360º fabricado por LG, se espera una ampliación en el espacio de almacenamiento hasta los 32 GB y del soporte para conexiones LTE/4G y comunicaciones CDMA. La no menos popular tableta que firma Asus también conservaría proveedor pero con un lavado de cara más profundo: adelgazando biseles para constreñir el volumen general, expandiendo  resolución desde los 1.280×800 píxeles del primer modelo hasta los 1.920×1.200 e incluyendo un procesador marca Qualcomm Snapdragon en vez de continuar la colaboración con Nvidia para mantener a raya el consumo de energía. Además, podría cambiar su nombre a Nexus 7.7, en referencia a su tamaño de pantalla, y es posible que su precio baje a 149 dólares.

Siguiendo el ejemplo de Amazon con sus Kindles y del mismo modo que ya ocurrió cuando comenzó a comercializarse la segunda versión de Nexus 7, tampoco se descarta que haya rebajas en los modelos actuales y éstos se posicionen entre los gadgets más asequibles del mercado. Para hacernos una idea, mientras la Nexus 7 de 32 GB con sólo Wi-Fi está valorada en 249 dólares y la opción con capacidades 3G se puede adquirir por 299 dólares, la original de 16 GB cambió en sólo unos meses a 199 dólares. Ahora habrá que ver hasta donde está dispuesto a seguir jugueteando el gigante de la G con los números para atraer a más consumidores y reforzar su estrategia móvil.

Otro dispositivo que entra en todas las quinielas es Google Glass, llamado a convertirse en la próxima gran revolución tecnológica al más puro estilo iPhone de Apple y abanderado de la “wearable technology” del que Google presume siempre que puede, aunque en este caso los retoques en los que ha estado trabajando el equipo de desarrollo de la firma californiana durante los últimos días y que se harán públicos en el I/O son un gran secreto. Dicen que habrá compatibilidad con el teléfono de Cupertino y con la tecnología NFC. Se ha demostrado que estas lentes prodigiosas permitirán fotos incluso en la ducha. Y se sabe que están preparadas para durar un día completo de uso típico, pero que ciertas funcionalidades como la grabación de vídeo o la realización de Hangouts chupan demasiada batería, por lo que un aumento de la autonomía sería bienvenido. A partir de ahí, la capacidad de Google para sorprender con sus anteojos es prácticamente infinita y debería seguir haciéndolo, además de revisar su estabilidad, anunciar nuevos pactos con aplicaciones de terceros y adestrar a la comunidad.

Lo que quizás veamos

En el bando de los candidatos a ser presentados están Babel y Games. Babel es la solución multiplataforma al rompecabezas compuesto por el servicio de mensajería de Google, Google Talk para Google+, los Hangouts de esta red social, Voice, Messenger y el chat colaborativo para Google Drive. Se trata de unificar de forma coherente las distintas aplicaciones para envío y recepción de mensajes bajo una marca sólida que permita emplear la misma ventana de conversación y las mismas funcionalidades en todos los productos de la compañía, posicionándose como rival directo del iMessage de Apple o BlackBerry Messenger pero también de WhatsApp y sus derivados. ¿Y Games? Al parecer, Google quiere lanzar una especie de centro lúdico que conecte a usuarios de Android entre sí con partidas multijugador, sistema de conversación, listado de vencedores y premios incluidos. Hasta cinco de las sesiones sobre Android en el I/O estarán dedicadas al juego, así que los tiros lanzados por los “mentideros” de Internet no deben ir muy desviados.

Los avances en Chrome y Chrome OS, con la presentación de nuevos ordenadores de bajo coste basados en la nube (Chromebooks), se encuentran también en la lista de posibles, junto a revisiones menores de otros productos online como Drive y Gmail. Y hay más. Uno de los rumores más insistentes es el que apunta a la mejora de Google Now, la respuesta de la empresa de Mountain View a Siri que es capaz de extraer información de servicios como el buscador, los mapas, el calendario o el historial de navegación, entre otros, para proporcionar la información que el usuario necesita en el momento preciso. Hace tan sólo semana y media desembarcaba en iOS y ahora podría hacerlo en la web, integrándose en la página de inicio de Google o en la propia estructura del navegador para responder dudas y hacer recomendaciones. También se apunta hacia el rediseño de la interfaz de Google Maps con una predominancia de los mapas en sí mismos sobre los elementos de navegación y una opción para filtrar las consultas sobre lugares en base al criterio de los contactos de Google+.

Lo que no veremos

Quien está casi confirmado que dará esquinazo a la conferencia I/O 2013 es Android 5.0 “Key Lime Pie”. Problemas con los fabricantes, incapaces de soportar el peso de la criticada fragmentación de la plataforma, han moderado las expectativas de actualización y limitarán el lanzamiento a la versión 4.3 del sistema operativo móvil, ya que Google prefiere darles un respiro. El nuevo software soportará las especificaciones BLE (siglas de Bluetooth Low Energy), especialmente útil para dispositivos que necesitan estar conectados en todo momento sin agotar las reservas de energía, y OpenGL ES 3 con un lenguaje de sombreado y texturas revisadas que contribuirán a una calidad gráfica más potente.

Esta sustitución de última hora implica, a mayores, que se sufrirán sendos retrasos en la presentación del Motorola X Phone y del Nexus 5 de LG, ambos considerados smartphones de primer nivel que deberían contar con el software más puntero corriendo por sus circuitos. De hecho, el primero iría hasta las 4,8 pulgadas de tamaño de pantalla, los cuatro núcleos de procesador, los 4.000 mAh de batería, los 2 GB de RAM y los 32 GB de almacenamiento interno y el segundo traería unos espectaculares 3 GB de memoria, procesador a 2,3 GHz y cámara de 16 MP. Otra posibilidad es que los dos enseñen la patita en el evento de la próxima semana pero sus responsables esperen hasta la llegada de Android 5.0 para comercializarlos. ¿Vosotros qué pensáis?

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor