Google no estará obligada a borrar los datos de su buscador

Cloud
0 0 No hay comentarios

Hoy era un día importante para Google puesto que aguardaba con expectación la decisión del Tribunal Europeo de Justicia con respecto a la responsabilidad por ofrecer en los resultados del buscador información relativa a los particulares que aparezca en Internet. El dictamen ha sido que al no ser datos generados por el propio Google este no tiene responsabilidad sobre los mismos.

Niilo Jaskinen, abogado general de la Corte europea se ha referido al derecho al olvido recordando el asunto del español que en 2009 pidió a Google que dejase de ofrecer resultados que enlazaban a publicaciones relativas a sus deudas. Se cursó petición a la Agencia española de Protección de Datos llegando a los tribunales europeos pero como recordó Jaskinen “Google no controla los datos porque no son suyos” sino que pertenecen a quien los haya publicado en Internet.

La opinión del abogado general no es vinculante pero suele tenerse en cuenta en el proceder del Tribunal de Justicia Europeo. En este caso se añade que los usuarios no pueden pedir un derecho general al olvido a los proveedores de servicios de búsqueda en Internet sino que, en su caso, deberán dirigirse a las empresas que almacenan esa información sin la debida autorización y la facilitan o la almacenan por plazos de tiempo inusualmente largos, lo que puede terminar perjudicando a los usuarios, como era el caso de este ciudadano español que diez años después veía cómo sus datos financieros estaban a disposición de cualquiera que realizase una búsqueda por Internet.

Desde Google se alaba esta decisión por lo que representa en favor de la libertad de expresión, congratulándose porque respalda la posición que han mantenido siempre en el sentido de que pedir a los buscadores que supriman el acceso a esa información (que, repetimos, no almacenan los propios buscadores, sino que simplemente indexan) constituiría en la práctica una medida de censura.

Sin embargo desde la asociación Big Brother Watch puntualizan que el derecho al olvido nunca ha tratado de convertirse en una formad e que los ciudadanos reescriban la Historia eligiendo qué información aparece y cuál se elimina.

De fondo permanece el debate en torno a la importancia de los derechos que asisten a los ciudadanos respecto al uso que hacen de sus datos las empresas que almacenan esta información sin el consentimiento adecuado o más allá del tiempo en que prestan un servicio a sus usuarios.

vINQulo

BBC

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor