Google no retrasará la llegada de su nueva política de privacidad

Empresas

La compañía contesta a la petición de la UE de que les dé tiempo para revisar los cambios explicándolos, pero no cediendo.

Google está decidida a introducir los cambios anunciados en sus políticas de privacidad el 1 de marzo y no va a dejar que nadie, especialmente la Unión Europea, retrase su llegada. Así, ante la petición de la UE, que pedía más tiempo para revisar los cambios, Google ha dicho que no en una carta enviada al presidente del grupo de privacidad de la UE, Jacob Kohnstamm

La carta está firmada por Peter Fleischer, asesor global de privacidad en Google, y en ella vuelve a explicar de forma breve que el enfoque sobre privacidad de la compañía no ha cambiado. Además, recuerda a Kohnstamm que antes de avisar a los usuarios de los cambios habían consultado “de forma extensiva” a las autoridades de protección de datos en toda Europa. “En ningún momento ninguna autoridad de la UE sugirió que algún tipo de pausa sería necesaria”, explica Fleischer.

Ahora, dice Google, parar la llegada de la nueva privacidad no tendría sentido. “Hemos notificado a más de 350 millones de propietarios de cuentas de Google, además de ofrecer notas muy visibles a los usuarios no conectados”, razones por las que parar el tren sería muy confuso.

La carta de Fleischer contesta a la enviada por Kohnstamm a Larry Page la semana pasada pidiendo “una pausa” con el objetivo de “asegurar que no hay ningún malentendido sobre los compromisos de Google con el derecho de la información de sus usuarios y ciudadanos de la UE”. Google opina, además, que hasta el 1 de marzo hay tiempo de sobras.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor