Google sigue de compras: ahora Quickoffice

CloudEmpresasMovilidadSO Móviles

La compañía californiana ha adquirido esta herramienta de edición en dispositivos móviles con el objetivo de mejorar las prestaciones de Google Docs.

Continúan los movimientos empresariales por Mountain View. Tras anunciar la adquisición de Meebo, Google no ha tardado ni veinticuatro horas en hacer pública la compra de la herramienta de edición Quickoffice.

Se puede hacer un paralelismo y afirmar que Google es como un equipo de fútbol que está reforzando su plantilla para ser más competitivo. Así se deben entender sus dos últimas decisiones bursátiles, como un intento por ser mejorar sus prestaciones frente a unos competidores que cada vez más le plantan cara.

Quickoffice es una aplicación para dispositivos móviles que permite editar documentos, “líder en soluciones de productividad ofimática” tal y como refleja Google en su blog. Se trata de una completa suite que con la que los usuarios que la tienen instalada en sus smartphone y tablets pueden trabajar sobre estos archivos y a la vez lograr una buena sincronización en la nube con otras herramientas como Google Docs, Dropbox, etc.

Se calcula que en la actualidad son más de 300 millones los dispositivos de todo el mundo en los que cuentan con esta aplicación instalada, que está disponible para los sistemas operativos iOS, Android, Symbian y Blackberry.

Al igual que con la compra de Meebo, con este movimiento la compañía californiana quiere mejorar las prestaciones de sus servicios. En esta ocasión será Google Docs la herramienta que se aproveche de la integración de Quickoffice, con el objetivo de reforzar sus puntos débiles: la edición de documentos de Microsoft Office y el modo off-line.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor