Gooseberry, la evolución profesional de Raspberry Pi

AlmacenamientoDatos y AlmacenamientoEmpresas

Esta nueva placa saldrá a la venta en un número muy reducido de unidades.

El proyecto Gooseberry lo inició un consumidor cansado de esperar para tener a su disposición Raspberry Pi. Este hartazgo le llevó a ponerse en contacto con un fabricante chino de chips Allwinner A10, con el que negoció precios económicos para dar forma a una placa que se puede utilizar como un ordenador de bajo consumo.

Gooseberry conforma una placa muy del gusto de los profesionales y altamente equipada. Cuenta con ARM Cortex-A10 Allwinner A8 y gráficos Mali 400, además de presentar 512 MB de RAM y 4 GB de almacenamiento.

En cuanto a la conectividad, Gooseberry dispone de WiFi 802.11b/g/n, y diferentes ranuras: para tarjetas microSD, mini HDMI y puertos mini USB, además de un conector para auriculares.

El sistema operativo que lleva preinstalado es Android 2.3, pero puede ejecutar Android 4.0, Ubuntu, o Puppy Linux.

Como ya pasara con Raspberry Pi, esta pequeña computadora no lleva ni una funda protectora, es sólo una placa sistema, tal y como explica TG Daily. No incluye tampoco cables de HDMI o USB, sólo un conector a la alimentación.

La principal diferencia entre ambas radica en la velocidad, un apartado en el que Gooseberry gana y que repercute también en el precio: es más cara. A la venta van a salir un pequeño número de estas placas a un precio de 63 dólares norteamericanos.