¿Han jugado Telefónica y Portugal Telecom con fuego?

EmpresasOperadoresRedes

Europa investiga si la cooperación entre las dos compañías atenta contra las leyes de libre mercado comunitarias.

Portugal Telecom no se lanzará a la conquista de España. Telefónica no lo hará de su vecina Portugal. Las dos compañías tienen una suerte de entente cordiale por la que se han prometido que no competirán entre ellas en sus mercados de origen.

En medio de la compra del total de Vivo por parte de Telefónica, Portugal Telecom (PT) y la operadora española firmaron una especie de pacto de no agresión. Cabe recordar que durante la negociación – muy dura – de venta de Vivo, en varias ocasiones saltó el rumor de la posible compra de PT por parte de Telefónica. La opa hostil era sólo un rumor (acrecentado por alguna no muy afortunada declaración) aunque a los inversores de la lusa no les gustaba especialmente.

Ahora la Comisión Europea ha accedido a una copia del contrato de venta de Vivo, que incorpora una cláusula de no competencia en los mercados ibéricos (básicamente: un blindaje frente a la idea de un desembarco de Telefónica en PT, tras la salida pactada públicamente de la española del capital de la lusa) válida desde septiembre de 2010 a finales de 2011.

Europa investiga si esta cláusula viola las leyes de competencia de la Unión Europa, en concreto el artículo 101 del Tratado de la UE. Por el momento, Europa sólo ha incoado un procedimiento formal de investigación. Por ahora, las operadoras son inoncentes hasta que se demuestre, si se demuestra, lo contrario.

Por otra parte, y a la luz de esta investigación, Europa estudia también el acuerdo por el que en 1997 Portugal Telecom y Telefónica pactaron las reglas del juego en mercados exteriores a la Unión Europea. Ese acuerdo fue notificado en su momento a la UE, sin que hubiese ningún tipo de investigación o crítica, aunque ahora la Comisión quiere saber sin ese momento se pactó también el reparto de Europa.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor