“Hay una ligera preocupación sobre si Santa vendrá este año o no”

AlmacenamientoDatos y AlmacenamientoEmpresas

Broadcom pronostica un cuarto trimestre plano mientras Hynix presenta beneficios por primera vez en dos años: aún así, los fabricantes de chips siguen sin ver el futuro claro.

Pocos brotes verdes para la industria de los chips, al menos para Broadcom, fabricante al que su presencia en varios nichos de mercado no le ha ayudado más que a continuar a flote.
A pesar de poner sus huevos en diferentes cestas, lo más optimista que la firma ha podido apuntar de cara al futuro es una previsión de crecimiento plano en la comparativa intertrimestral para el 4Q… el trimestre rey gracias a la dinamizadora campaña de Navidad.
“Hay una ligera preocupación sobre si Santa vendrá este año o no”, ha lamentado el CEO de la compañía, Scott McGregor, en una conference call posterior a la presentación de resultados, tal y como recoge Reuters. Aunque ha batido las previsiones de mercado (que esperaban un desplome aún mayor), la compañía ha cerrado el Q3 con una crecimiento negativo del 3%, consiguiendo unos ingresos de sólo 1.250 millones de dólares.
La caída en beneficio ha sido incluso más acusada: de 164,9 millones de dólares han pasado a 84,6 millones.
Las previsiones conservadoras de Broadcom son más pesimistas que la tendencia del mercado: Texas Instruments consiguió unos resultados buenos en el Q3, Intel retrocede aunque menos de lo esperado y Hynix ha cerrado el trimestre con sus primeros beneficios en dos años.
La compañía coreana ha cerrado el último trimestre con unas ganancias de 246.280 millones de wones (unos 137 millones de euros), frente a unas pérdidas de 1.670 billones de wones en el mismo trimestre del año precedente, según Asociatted Press.
Las previsiones del fabricante de semiconductores son completamente diferentes a las de Broadcom: “El mercado de memoria parece haber emergido de una larga caída. La demanda estacional de productos de memoria ha sido más fuerte que la esperada”, ha asegurado el CFO de Hynix, Kim Min-chul.
Las compañías no se ponen, por tanto, de acuerdo en cómo será el futuro de la industria de los chips.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor