HD DVD, una muerte anunciada

Datos y Almacenamiento

Los comentarios que han surgido durante el fin de semana respecto al abandono definitivo del formato HD DVD por parte de Toshiba han comenzado a provocar las primeras reacciones en bolsa, donde tanto esta empresa como Sony han subido su cotización.

Aunque es triste que finalmente uno de los dos formatos tenga que desaparecer, tanto la industria como los consumidores se verán muy beneficiados por esta medida. Y Sony se forrará, claro está, pero es evidente que en esta lucha de formatos tenía que haber un ganador y un perdedor. O más bien, alguien que gane mucho y alguien que también gane, aunque no sea tanto.

Sorprendentemente, la decisión de Toshiba, que parece que abandonará de forma definitiva el formato muy pronto, no ha hecho bajar su cotización en bolsa, sino que ha ocurrido lo contrario. Los inversores saben que esta decisión, aunque dura, permite que ahora todos los desarrollos y productoras puedan enfocar sus esfuerzos a un solo formato, lo que a la larga abaratará los costes de producción, los dispositivos de visualización y, esperemos, el precio de las películas.

Muchos analistas esperaban este tipo de conclusión tras el anuncio de Warner y de Netflix, que decidieron apostar únicamente por Blu-ray en detrimento de HD DVD. Eso ha hecho que los acontecimientos se precipiten, ya que el apoyo de Hollywood al formato de Sony es demasiado determinante.

Lástima. Todo apunta a que HD DVD repetirá la historia del desaparecido formato Betamax.

vINQulos

Reuters

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor