El heredero de Samsung podría enfrentarse a 12 años de cárcel

JusticiaRegulación

La fiscalía surcoreana solicitó una ampliación de la condena del directivo.

El heredero y vicepresidente de Samsung Electronics, Jay Y. Lee, implicado en un caso de corrupción en su país, podría sufrir una ampliación de su condena, que ascendería a los 12 años de cárcel.

Al menos esa es la petición de la fiscalía surcoreana, que desea ampliar la actual condena contra el ejecutivo, que es de solo cinco años.

El caso de corrupción en el que participó Lee fue uno de los mayores escándalos en la historia de Corea del Sur, y terminó provocando el adiós de la presidenta del país, Park Geun-hye, que dejó el cargo a principios de este año.

El tribunal que instruye el caso deberá decidir si acepta la condena de la fiscalía a finales de enero, aunque hay que resaltar que esa decisión todavía podrá ser apelada por el ministerio fiscal o el propio Lee.

En ese sentido, les quedaría la posibilidad acudir al Tribunal Supremo, la máxima instancia judicial en materia de apelaciones en el país asiático.

Por otra parte, conviene recordar que Lee no ha sido el único damnificado por este caso dentro de Samsung, puesto que también fueron acusados otros cuatro exdirectivos de la compañía.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor